La ruta de la deshumanización

Publicado Por

Una de mis principales preocupaciones es el desarrollo de gobiernos locales, por lo que a través de productos editoriales, he fomentado las buenas prácticas municipales, donde la administración y el servicio a los ciudadanos debe mejorar.

Deshumanizacion_opinion_Alcaldes_de_Mexico_Septiembre_2015En días pasados conmovió al mundo entero la imagen de Aylan Kurdi, el niño sirio que murió ahogado a la orilla del mar. Ver retratada la muerte de un pequeño de tan sólo tres años, removió las fibras más profundas de la sociedad, ante la angustia del inminente futuro que espera a quienes hoy deberían de preocuparse sólo por disfrutar su niñez.

El contexto de la fotografía. La familia del pequeño buscaba dejar atrás la guerra que azota a Siria migrando a Canadá, donde podrían encontrarse con algunos parientes cercanos, sin embargo, la embarcación con la que intentaban salir, se hundió provocando la muerte de la mayoría de sus integrantes. Del accidente sólo sobrevivió Abdulá Kurdi, padre de Aylan.

El contexto no está delimitado únicamente por el conflicto generado debido a una crisis de Estado y a la histórica lucha de creencias, también está estrechamente ligado con el deseo de un mejor futuro; situación que no es ajena a América Latina y que por tanto, debemos hermanar a la lucha de muchos hombres y mujeres que emprenden cada día un riesgoso camino por salir de su país en busca de oportunidades.

De acuerdo con la Organización de los Estados Americanos (OEA) y la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), entre 2010 y 2013, la migración internacional a países de americanos aumentó cinco por ciento mientras que la migración interregional entre países de América Latina y el Caribe, creció 17 por ciento.

A estas cifras, debemos sumar que son muchas y malas las condiciones a las que se enfrentan los migrantes latinos, que tienen que sobre llevar el peligro del cruce de fronteras y además, exponerse en muchas ocasiones, a violaciones de derechos humanos, así como a extorsiones, violencia e inseguridad.

Los ojos del mundo hoy están en Siria, y con mucha razón, fotografías como la de Aylan Kurdi, se repiten día a día en el resto del planeta, situación que nos afecta y preocupa a toda la sociedad, que exigimos más educación, oportunidades y el macro desarrollo de la nación a la que pertenecemos.

Mas allá de todas nuestras fronteras, como seres humanos debemos dejar de lado nuestras diferencias y apoyarnos mutuamente; hermanándonos para evitar la violencia y las condiciones de abuso que imperan en la ruta de los migrantes, que de por sí ya deben enfrentarse la dura situación de abandonar su hogar y entorno. Es mi opinión…

Deja un comentario

No Announcement posts