Maquillajes municipales

Publicado Por

La estrategia de desarrollo urbano de no pocos gobiernos municipales se reduce a pintar las casas por donde se habrán de tomar las fotos de la entrega de obras, balizar las calles, y cortar un listón bastante agradable a la vista.

maquillaje_municipal_alcaldes_de_mexico_octubre_2016

Fue de todos conocido que tras la inauguración del teleférico en Ecatepec, Estado de México, las casas por donde se habrían de tomar las fotos y video del presidente Enrique Peña Nieto en el recorrido inaugural, fueron pintadas para que no se vieran tan mal. Esa es una práctica por encima común, y si a eso le añadimos que prestaron el pasto para un campo de futbol para que luciera verde, y tras el paso del Ejecutivo quitarlo, pues tenemos el maquillaje perfecto.

Si hablamos del mes de agosto, los ayuntamientos se desviven entregando útiles escolares, uniformes, calzado, becas, entre otros beneficios, que lamentablemente se entregan a préstamo: “toma los zapatos para la foto, y ahorita los devuelves, se te van a dar unos de tu medida”… y generalmente jamás llegan, sólo se toman la foto, y adiós pueblo, nos vemos el próximo año.

Ahí tienen a los viejitos que van por su despensa, la mayoría padeciendo la deficiencia y el hambre, pues desde hace medio año no les entregan el apoyo alimenticio, pero el gobierno municipal organiza una entrega masiva, jurando haber solucionado el problema; se toman la foto con los ancianos y una caja de despensa que equivale a un mes, pero de los otros meses… ‘que ya se acabaron, que después’, a pero la foto salió genial.

Y ya entrando en confianza, no basta con que finjan entregar un sinnúmero de soluciones. Se acerca diciembre, y con ese mes, una oportunidad para potenciar el maquillaje municipal, dando pan y circo al pueblo, que posadas, pastorelas, pistas de hielo, conciertos de navidad, con cargo al erario, pero a las finanzas públicas mejor deberían cargarle de obra pública, de eficacia en los programas sociales, pero los alcaldes y su séquito de “gente experimentada en políticas pública”, afirman tajantemente que el concierto de navidad fomenta la participación de la sociedad y que “permite reconstruir el tejido social” que ellos mismos han destruido cuando dividen a una familia por colores: azul, tricolor, amarillo, guinda, naranja, etc.

Para maquillajes en los salones de belleza, que allí cumplan su función, pero para políticas públicas, aunque salgan espinillas en la administración no hay qué ocultarlas… pero les encanta disfrazar sus atrocidades con espectáculos y obra pública fingida… no se preocupen, estimados gobierno locales, que en la próxima elección, seguramente ese maquillaje les sacará alguna alergia a su partido… y el ciudadano cada día despierta un poco más.

Deja un comentario

No Announcement posts