Transparencia municipal aún en ciernes

Publicado Por

La falta de personal capacitado y de tecnología, así como vicios y malas prácticas impiden que el acceso a la información sea un recurso útil para los ciudadanos

 

SombraUn gobierno transparente no es, en sentido estricto, un gobierno con un buen desempeño financiero, sino una administración sin temor a enfrentar el escrutinio público. Sin embargo, colocarse en la caja de cristal parece ser un asunto ajeno a varios ayuntamientos.

Hay mucho por hacer, pero existen ventanas de oportunidad, reconoce Blanca Lilia Ibarra, coordinadora del Centro de Documentación del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF), quien añade que, entre otras cosas, hace falta generar una cultura de la legalidad y políticas públicas que apoyen la rendición de cuentas.

“Los municipios no han visualizado el valor agregado del derecho de acceso a la información. Estamos aún en los inicios de la construcción de un auténtico sistema nacional de transparencia”, apunta la funcionaria, quien presidió la Comisión de Acceso a la Información Pública y Protección de Datos de Puebla (CAIP).

Equipos preparados

FOTO : DREAMSTIME

Recurrir a la carencia de recursos como pretexto para no rendir cuentas ya no es válido, asegura José Luis Estrada, representante del Colectivo Ciudadanos por Municipios Transparentes (Cimtra) en el Estado de México, quien añade que si bien no todos los ayuntamientos cuentan con un portal electrónico para publicar su información, existen apoyos como el del Instituto Nacional para el Federalismo y el Desarrollo Municipal (Inafed), que ofrece a los municipios el alojamiento de sus páginas de Internet, así como asesoría para desarrollar el portal.

REZAGO EN LOCALIDADES PEQUEÑAS

En materia de transparencia presupuestal y fiscal los resultados son desalentadores. De acuerdo con el último Índice de Información Presupuestal Municipal, elaborado por el Instituto Mexicano para la Competitividad (Imco), sólo 10 de 366 municipios evaluados obtuvieron una calificación superior a 70 por ciento; otros 72 fueron calificados con entre 27 y 58 por ciento, y 284 no superan el 25 por ciento.

Los municipios mejor evaluados en transparencia presupuestal fueron Chalco, Huixquilucan, Lerma, Metepec, Puebla y Zinacantepec, con 100 por ciento; Toluca con 97 por ciento; Tenango del Valle con 93 por ciento; Zapopan con 82 por ciento y Aguascalientes con 70 por ciento.

Blanca Lilia Ibarra

Blanca Lilia Ibarra

Para Blanca Ibarra, pese a los avances en las grandes ciudades del país, en las localidades pequeñas aún no se ha erradicado la opacidad.

De acuerdo con las mediciones del Imco, los municipios con calificación de 0 por ciento en materia de transparencia presupuestal no rebasan los 50 mil habitantes cada uno. Se trata de San Andrés Huayápam y Santa Lucía del Camino, en Oaxaca; Apetatitlán, San Pablo del Monte, Teolocholco y Xicohtzinco, en Tlaxcala, y Antonio Carvajal, Puebla.

“Uno de los flancos más débiles tiene que ver con el cuidado y conservación de los archivos públicos. Prevalece, sobre todo en los ayuntamientos más pequeños, la costumbre de que en cada cambio de administración, los alcaldes que concluyen su periodo de gobierno se llevan parte de la información”, asegura la experta, quien añade que además no se documentan todos los actos de la autoridad.

Otro factor que abona a la opacidad es el desconocimiento de la norma. En algunos lugares, las unidades de enlace y transparencia están muy limitadas, entre otras cosas, por falta de conocimiento del alcalde respecto a lo que deben hacer y a lo que están obligados por ley. Incluso, asegura la especialista, algunos contralores atienden las solicitudes de acceso a la información, pero desconocen la legislación.

VOLUNTAD, APERTURA Y LEGALIDAD

Los municipios siguen en una primera etapa que ya debieron haber rebasado.

A partir de 2002, cuando se crearon las leyes en la materia, tuvieron su proceso de adaptación, y a estas alturas ya no deberían atenerse a los mínimos de información.

FOTO: ROSALÍA MORALES

FOTO: ROSALÍA MORALES

Asimismo, algunas carencias, como la falta de acceso a Internet, incluso de computadoras o de personal capacitado para gestionar los archivos, impiden el paso hacia una transparencia de segunda generación, lo cual, asegura José Luis Estrada, implica transitar a una etapa de combate a la corrupción. Es decir, hay que darles a los ciudadanos las herramientas para que, si detectan irregularidades como sobrepagos por obras, compensaciones injustificadas o “aviadores” en la nómina, puedan denunciarlas y que se castigue a quienes las cometieron.

El especialista explica que una adecuada rendición de cuentas pasa primero por la voluntad política, pero también por la apertura a la digitalización y a la cultura de la legalidad.

“Hay que ir más allá de tener un portal e lectrónico; éste puede existir, pero si el hipervínculo está roto o si un funcionario de menor nivel ‘no hace la tarea’, de nada sirve. Los ayuntamientos cumplen por cumplir, pero no están convencidos”, advierte José Luis Estrada, aunque reconoce que las ciudades grandes van adelante en este tema, porque en ellas prevalece una mayor cultura democrática entre la población, hay más exigencias y existe la presión de la sociedad civil y de las organizaciones no gubernamentales.

Los municipios mas transparentesEn ese sentido, Blanca Lilia Ibarra plantea la necesidad de capacitar a los servidores públicos, dotarlos de facultades para que tomen decisiones y que no atiendan únicamente los deseos del alcalde en turno. “El asunto va mucho más allá de tener suficientes recursos para crear unidades de enlace y transparencia fortalecidas, pues también tiene que ver con el deseo de actuar frente a la sociedad.”

De esto último saben en Chalco, Estado de México, pues este municipio obtuvo el primer lugar, con 100 por ciento de evaluación, en el Índice de Información Presupuestal

Estatal del Imco.

El punto de partida para una exitosa rendición de cuentas es querer responderle a la gente, admite el alcalde Francisco Osorno Soberón, quien agrega que el segundo paso fue “observar la metodología de los organismos de la sociedad civil que miden la transparencia y acercarnos a preguntar sobre los formatos y cómo se presenta la información. Nos dimos cuenta de que lo único que nos piden es cumplir con la ley y presentar todo de una manera accesible”.

Fancisco Osorno Soberón

Francisco Osorno Soberón

El tercer paso fue hacer la tarea. “Con voluntad política hicimos un ejercicio de jugar en equipo porque todos contamos. Además, la transparencia no sólo es publicar cuentas, sino los presupuestos, socializarlo todo en la red y que la información sea accesible para que cualquier persona sepa en qué se gasta el dinero.” Osorno Soberón destaca que más que dinero, se requiere de esfuerzo. “No pagamos un sistema de transparencia, ya que la página la desarrollamos nosotros. Tal vez desarrollar un sitio web puede costar 200 mil pesos, pero lo difícil no es comprar la página, sino alimentarla con la información necesaria. Cada dirección tiene que hacerlo y adecuarse a los formatos establecidos”, apunta el edil.

VALOR AGREGADO

Sin embargo, en la mayoría de los ayuntamientos no se ha entendido así. “No han sabido visualizar el valor agregado del derecho de acceso a la información, que es ganar legitimidad en los actos de gobierno”, sostiene Blanca Lilia Ibarra. El resultado a largo plazo de un gobierno transparente —continúa la especialista— es mayor eficiencia en el manejo de los recursos y en el gasto, porque la información ya está en la vitrina pública y los ciudadanos pueden preguntar y hacer un seguimiento del presupuesto y de cómo se ejerce.

Los alcaldes deben convertir a la transparencia en un aliado, no en un enemigo. En lo que debemos trabajar sociedad y gobierno es en una política pública integral que legitime el actuar de la autoridad, a fin de recuperar la credibilidad y confianza. Hoy hay esfuerzos aislados en este rubro, pero no hay una cohesión en términos de que haya un enfoque de transparencia en todas las acciones de gobierno, concluye por su parte Blanca Lilia Ibarra.

Deja un comentario

No Announcement posts

A %d blogueros les gusta esto: