Harán frente a corrupción en verificentros con “contaminómetros”

Publicado Por

Alcaldes de México

La Comisión Ambiental de la Megalópolis (CAMe) prepara la instalación de “contaminómetros” en la Ciudad de México para evitar que los verificentros entreguen indebidamente hologramas número cero. Haran_frente_corrupcion_verificentros_contaminometro_Alcaldes_de_Mexico_Mayo_2016

“De manera aleatoria se pondrán fuera de los verificentros, porque ahí puedes ubicar qué tanto te marca arriba de las normas de verificación y puedes ir directamente en contra del verificentro”, advirtió Martín Gutiérrez Lacayo, secretario ejecutivo de la dependencia gubernamental.

Para avanzar en la regularización de los centros, el Centro Mario Molina se encargará de realizar una auditoría a los establecimientos donde se verifican vehículos. La finalidad de la investigación es “generar un programa de combate a la corrupción”, manifestó el funcionario encargado de planear las estrategias ambientales del Distrito Federal, Estado de México, Hidalgo, Morelos, Puebla y Tlaxcala

CAMe cuenta con recursos económicos para alquilar 6 sensores remotos, conocidos como contaminómetros. Su aplicación  es común en naciones como China, Estados Unidos y Francia.

El costo de cada contaminómetro es de 6 millones de pesos, pero “lo más caro es el mantenimiento del equipo”, dijo el responsable organismo encargado de coordinar políticas del medio ambiente.

Gutiérrez Lacayo sostuvo que los vehículos de modelos 2006 en adelante que cuentan con sistema de computadoras a bordo, en las cuales se leerán las emisiones y se realizará la verificación vehicular de acuerdo con la norma que en dos semanas se presentará, serán los que podrán obtener la calcomanía cero.

Durante el anuncio de las medidas del gobierno de la República para atacar la contaminación, agregó que los automóviles de modelos anteriores sólo podrán obtener la calcomanía uno o dos.

En entrevista para Radio Fórmula, Lacayo detalló que a partir de julio, los autos que circularán serán los que tengan las condiciones físico mecánicas que garanticen un control de emisiones, mientras que los autos que estén bajados en carburación, es decir, anteriores a los años 96, no podrán circular todos los días, ya que su tecnología no tiene aditamentos para control de emisiones, así como aquellos que no tengan condiciones en sus convertidores catalíticos.

Calculó que entre un 36 y 48 por ciento de vehículos podrían estar en esta circunstancia y no circularán todos los días, además de que a esta nueva norma se incorporarán los autos con placas federales.

Con información de: Forbes y La Jornada

Deja un comentario

No Announcement posts