Productores de leche ven “amenaza importante” en el TPP

Publicado Por

Alcaldes de México

Productores_ven_amenaza_en_TPP_Alcaldes_de_Mexico_Febrero_2016Productores nacionales consideraron como “amenaza importante” el Acuerdo Transpacífico de Cooperación Económica (TPP), debido a que entre las naciones con las que México firmó el pacto, se encuentra la potencia exportadora de lácteos: Nueva Zelanda.

“Nosotros hemos hecho un esfuerzo importante para apoyar a nuestro país en ese tratado, y esperamos que nuestro gobierno haga un esfuerzo importante por el bien del tejido social de los productores de leche”; particularmente, acotó, un esfuerzo por los productores menores, “quienes son por convicción y tradición”, refirió ante diputados y funcionarios federales el vocal ejecutivo de la Comisión para la Productividad Bovinos-Leche, Salvador Álvarez Morán.

Además demandaron a diputados y funcionarios del Gobierno federal su intervención para “defender” la comercialización de su producto ante la caída de los precios internacionales. Esto, advirtieron, impacta la venta de entre 400 mil y 450 mil litros diarios del lácteo, por lo que han tenido que rebajar su precio de 30 a 40 por ciento.

En reunión con la Comisión de Ganadería y los titulares de Liconsa y de la Coordinación de Ganadería de la Sagarpa, señalaron que, aunado a esta problemática -derivada de la sobreproducción mundial-, México importa más de dos mil millones de dólares en leche, producto que no trae beneficio a los consumidores por ser de carácter industrial y distorsiona los precios nacionales.

Álvarez Morán, recordó que recientemente se pidió a Liconsa comprar los mismos volúmenes de leche que en 2015 a productores mexicanos, esto es, 870 millones de litros en total y no 610 millones como se prevé, ya que en regiones como Jalisco, los expendios se han visto obligados a venderla en tan sólo dos pesos el litro para no tirarla.

La paraestatal respondió que por falta de recursos no podía seguir las adquisiciones de igual forma y tuvo que recortarlas en un 15 por ciento, es decir, alrededor de 600 mil litros a la semana.

Los productores lecheros aseguraron “no ser enemigos políticos” de los servidores públicos. Pidieron que Liconsa sea su aliada en la compra de leche, y a revisar urgentemente el tema en la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, y en las comisiones competentes de la Cámara de Diputados.

Ante los planteamientos, legisladores de diferentes fracciones parlamentarias de la Comisión de Ganadería hicieron diversas propuestas para acompañar a los productores no sólo en el rubro de comercialización, sino, consideraron pertinente, en el desarrollo de toda la cadena de producción de la leche.

El presidente de ese órgano colegiado, Oswaldo Guillermo Cházaro Montalvo (PRI), se comprometió a impulsar un punto de acuerdo que permita al sector salir de la crisis que viven.

Se debe buscar una estrategia que permita atender de manera multifactorial el problema de la leche, desde la normalización hasta la capacitación de sus productores, por lo que aseguró que esta comisión será un acompañante activo en la búsqueda de soluciones que permita dar certidumbre a un sector que no puede “malbaratar su producto”.

Legisladores del PVEM coincidieron en revisar y transparentar el padrón de productores a los que Liconsa compra el lácteo, ya que, denunció la diputada Evelyng Soraya Flores Carranza, existen casos en los que la paraestatal no la adquiere con pequeños productores y estos se ven obligados a venderla a grandes acopiadores por bajos precios.

Sin embargo, Liconsa sí se acerca con esas grandes empresas para cubrir sus necesidades, lo cual consideró “preocupante” porque “cuando se pone en riesgo a los pequeños productores, (el gobierno) no está combatiendo la pobreza, sino incrementándola”.

Su correligionario, Omar Noé Bernardino Vargas, sostuvo que el asunto debe plantearse en el Congreso de la Unión como prioridad en la agenda legislativa. “Si el tema es presupuestal, entonces debemos ir socializándolo con los líderes de las fracciones”, acotó.

De Acción Nacional, el diputado Gerardo Federico Salas Díaz afirmó que la problemática de los lecheros ha persistido durante varios años en el país, donde los acopiadores masivos de leche están “canibalizando” a los pequeños. “No se vale que le compremos a una empresa grande porque tiene problemas de mercado y sacrifiquemos a los productores nacionales”, subrayó.

El diputado del Revolucionario Institucional, Antonio Amaro Cancino, se sumó a la iniciativa de dar transparencia a las adquisiciones del gobierno federal para evitar los casos de corrupción y “coyotaje” en Liconsa, donde los intermediarios se quedan con las ganancias. Aseguró: “si el presupuesto bajó por una condición económica, se entiende, pero no que el más perjudicado sea el que menos gana”.

Los diputados Cynthia Gissel García Soberanes (Movimiento Ciudadano) y Rogerio Castro Vázquez (Morena), se pronunciaron por incluir activamente a los gobiernos estatales en el auxilio a los lecheros y fortalecer el mercado interno del sector ante la entrada en vigor de tratados de comercio con el extranjero.

Presupuesto de Liconsa para adquirir leche se redujo 500 mdp

El director general de Liconsa, Héctor Pablo Ramírez Puga, refirió que este año, el presupuesto de la paraestatal aprobado en la Cámara de Diputados se redujo en casi 25 por ciento para la compra de leche (500 millones de pesos), lo que obliga a disminuir las adquisiciones de 780 millones de litros en 2015, a 610 millones para 2016.

El problema “es presupuestal, no de convicción ni decisión”, por lo que urgió a contar con el apoyo de la Cámara de Diputados para resolverlo.

“La empresa apuesta a llegar a los límites que tuvimos en 2014, año en el que se adquirieron 770 millones de litros de leche. El reto que debemos trazarnos es pasar de los 610 millones de litros autorizados a esos 770 millones para apoyar al sector. No podemos llegar, definitivamente, a lo que hicimos en 2015, porque implicaría una situación presupuestal extraordinaria, que el país no está en condiciones de soportar”, enfatizó.

Por otra parte, aseguró que Liconsa privilegia la adquisición de leche mexicana por encima de la extranjera, pese a que esta tiene un precio más bajo: 3 pesos con 90 centavos, contra 6 pesos con 20 centavos por litro de producción nacional.

Francisco José Gurría Treviño, coordinador general de Ganadería de la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación, admitió que la baja de los precios internacionales de 5.20 a 2.20 pesos, ha impactado negativamente a los pequeños productores, lo que causa serios problemas en varias zonas lecheras del país.

Consideró que este y otros factores podrían impactar la producción de leche durante las temporadas altas de consumo. “Queremos que la situación no llegue a ser tan crítica. Si el gobierno federal no toma decisiones de manera conjunta (con diputados y productores), podría convertirse en una situación bastante más grave de la que tenemos hoy en día”, concluyó.

Deja un comentario

No Announcement posts