De la basura obtienen energía

Publicado Por

Esta ciudad se abastece de electricidad gracias al aprovechamiento de los desechos que todos los días genera

Saltillo-residuos-solidos

En cuestión de tres años, la ciudad de Saltillo, Coahuila, determinó mantener la ruta virtuosa que emprendió hace más de dos décadas en la recolección de residuos sólidos y dio paso a la operación de una planta de energía eléctrica que opera a base de biogás, con tecnología europea de vanguardia.

De esta manera, las 650 toneladas de basura que a diario desecha el municipio son enterradas en fosas. Desde 2013, el gas metano que se genera a partir de la descomposición de estos desechos se aprovecha para producir electricidad, que es 10 por ciento más barata con respecto a los sistemas tradicionales.

“Es una planta muy moderna, tecnificada al 100 por ciento, que se ubica a un lado del relleno sanitario; cuenta con los procesos más novedosos para la extracción, lavado y para maximizar la extracción del biogás, además cuenta con un software especializado que controla los niveles necesarios de pureza explica Isidro Aguirre, director de Servicios Primarios del ayuntamiento.

Antes de 1991, la ciudad de Saltillo incineraba a cielo abierto la basura que producía su población, lo que alentaba la quema indiscriminada de deshechos con repercusiones severas para el medioambiente y sus propios habitantes.

Fue así como nació la idea de crear un depósito de desechos que eliminó al 100 por ciento la contaminación. Luego de un año de operación, el proyecto fue distinguido como el mejor relleno sanitario de México para ciudades con menos de 1 millón de habitantes.

Con un proyecto ejecutivo a 18 años, que reinició en 2011, el relleno sanitario consta a la fecha de cuatro fosas; tres de ellas han sido clausuradas, a la cuarta fosa le resta un año más de vida aunque su clausura se regirá por las normas ambientales más estrictas. Entre julio y septiembre de este año, el municipio abrirá las bases de la licitación para operar la fosa número 5.

En línea con objetivos de largo plazo, los innovadores proyectos saltillenses cuentan con una vasta área para crecer, un total de 62 hectáreas (ha), de las cuales, a la fecha han sido ocupadas 11 ha.

 

“Iniciamos las labores de limpieza y quitamos la tierra que vamos a necesitar para el mantenimiento de los terraplenes de las fosas 1, 2 y 3”, indica Isidro Aguirre. Los terraplenes no son más que la tierra con que se rellena un terreno para levantar su nivel y que, en el caso de las fosas mencionadas, apoyarán planes futuros para plantar semillas o pasto. La fosa 5 a licitarse abarcará otras 6.4 ha, adelanta el funcionario.

Operación certificada

Fue en 2012 cuando la administración saliente inició pláticas con la empresa de origen español Lorean Energy Group, una sociedad anónima promotora de inversión (SAPI), especializada en soluciones para el sector eléctrico; para noviembre de ese año, se había instalado ya el primer generador de energía eléctrica.

Debido a que los proyectos operan en una misma área, el primer paso se da cuando 52 tubos extraen gas metano proveniente de las 11 ha del relleno sanitario. Esos colectores son los que se encargan de transportar el biogás a un laboratorio para examinar su pureza y maduración.

Una vez que los gases dañinos son detectados y eliminados, el gas metano queda libre de contaminantes y listo para pasarlo a un generador. La energía que se produce en la planta es transportada por la Comisión Federal de Electricidad (CFE), entidad encargada de transportar y vender la energía eléctrica en el país —en este caso, en el municipio de Saltillo— y se distribuye en los circuitos del alumbrado público a un costo de 10 a 12 por ciento menor que en el sistema regular.

potencial-energetico-saltilloPara Israel Alvarado, gerente general de Lorean Energy Group, la parte ambiental más relevante del proyecto tiene que ver con la reducción del dióxido de carbono a su nivel mínimo.

Saltillo está considerada por organismos competentes como una de las cinco principales ciudades con el mejor sistema de limpia en la república, junto con Aguascalientes y Mérida, entre otras.

Con 875 mil habitantes, el municipio genera 650 toneladas de basura diarias, a las cuales se suman 50 toneladas que provienen de Ramos Arizpe, ciudad conurbada a la localidad, sin embargo, no hay día en que los desperdicios permanezcan en la intemperie, a diario son enterrados.

La planta de energía eléctrica a base de biogás procedente del relleno sanitario cuenta con las certificaciones de la Comisión Nacional para el Uso Eficiente de la Energía (Conuee); de la Comisión Federal de Electricidad (CFE) y de la Secretaría de Energía (Sener).

Los expertos destacan, además, el aval de la Organización de las Naciones Unidas (ONU). Cuando la materia que se despide de la basura se pasa a un laboratorio para su análisis y limpieza, existen algunos gases inherentes que deben ser quemados en una antorcha que tiene la certificación del organismo internacional. Es decir, a partir de ese lavado de gas, se retira el dióxido de carbono y otros gases quedan reducidos a mínimas cantidades, los cuales no representan ningún tipo de daño para la atmósfera.

Primeros resultados

De acuerdo con Israel Alvarado, los resultados operativos más palpables se miden por la cantidad de energía que ha producido la planta desde que inició operaciones: mientras que en el primer año produjeron 6 millones 638 mil kilowatts, hasta mayo de 2015 la producción había escalado a 13 millones 163 mil kilowatts.
En julio de 2013 se echó a andar el primer moto-generador, un gran dinamo que genera energía eléctrica a razón de dos megawatts por hora; apenas en este año, arrancó operaciones un segundo dinamo que produce un megawatt por hora.

“Los moto-generadores pueden producir tres megas por hora, lo que implica un ahorro sustancial al ayuntamiento de entre 300 y 350 mil pesos mensuales en la generación de energía eléctrica”, resalta Isidro Aguirre.

Asimismo, Israel Alvarado estima que con los dos motores en operación, el municipio puede llegar a tener ahorros por alrededor de 4 millones de pesos (mdp) al año.

Es decir, la ciudad de Saltillo con su relleno sanitario y la nueva planta de energía a base de biogás cuenta con un proyecto completo en el ámbito ecológico, social y económico.

energia-empleosIntegrada por inversionistas mexicanos, Lorean Energy Group es una sociedad anónima promotora de inversión que se ha especializado en la administración y la aplicación de tecnologías en proyectos de energía a partir del biogás.

El director general de la firma, Jorge Alvarado, explica que para formalizar los planes con el municipio de Saltillo fueron necesarias las firmas de dos contratos expedidos por la Comisión Reguladora de Energía (CRE), uno de ellos denominado contrato de concesión, y otro más llamado contrato de prestación de servicios, con una vigencia a 20 años.

En el contrato de concesión, la firma está autorizada para extraer biogás del relleno sanitario municipal durante ese tiempo, mientras que en lo referente a la prestación de servicios, la empresa abastece de energía al municipio por medio de la figura del autoabasto.

“Con esos dos contratos aseguramos una relación a largo plazo que, independientemente del color del partido político o la administración municipal pública que se haga cargo, forma parte de reglamentos y cláusulas”, refiere.

La clausura de las fosas se rige ahora por la Norma Oficial Mexicana (NOM) 083 expedida por la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), que establece que la construcción de cada fosa debe contar con una geomembrana que tiene como finalidad evitar que los lixiviados contaminen los mantos acuíferos. En el Proyecto de Saltillo, las fosas 4 y 5 se sujetarán cabalmente a estos lineamientos.

Transitar a nuevos procesos

Brand Weber, especialista del Departamento de Ingeniería en Sistemas Energéticos Sustentables, de la Universidad Autónoma del Estado de México (UAEM), previene que los gobiernos locales deben contar con más programas de subsidios para proyectos sustentables, pues un entorno económico con altas tasas de interés dificultará su desarrollo.

El experto reconoce el valor de los rellenos sanitarios por su contenido energético, pero sugiere que deben transitar a sistemas de reciclado o de digestión anaerobia con el fin de hacer más eficientes los procesos.

 

 

Aprovechar la basura para producir electricidad ha permitido disminuir la contaminación y generar empleos

Por María Luisa Aguilar

Saltillo es una de las pocas ciudades del país que, además de contar con políticas eficientes en materia de manejo de residuos sólidos, genera energía eléctrica a partir del aprovechamiento del biogás que se produce en los rellenos sanitarios.

El presidente municipal, Isidro López Villarreal, asegura que esto ha sido posible gracias a la participación conjunta de la sociedad, la autoridad municipal y la iniciativa privada.

“Desde el enfoque operativo, se ha mantenido y coordinado una comunicación directa con Lorean Energy Group, la empresa encargada de dirigir el proyecto; así se realizó la adquisición de un motor generador adicional por parte de Lorean para aumentar la capacidad de generación de energía”, apunta el edil.

La administración de López Villarreal dio continuidad a un proyecto de manejo sustentable a largo plazo del relleno sanitario municipal que inició en 2011. Entre los objetivos que debe cumplir el gobierno en turno está la clausura de una de las fosas donde hoy día se depositan los desechos que genera la ciudad, así como la construcción de una nueva y la realización de mejoras en tres fosas que ya no reciben desechos, de las cuales actualmente se extrae el biogás.

La planta suministra electricidad al municipio de Saltillo para ser empleada en las redes de alumbrado público y para su consumo general, con lo cual se busca disminuir la demanda de producción convencional de energía a partir de hidrocarburos y, de esta manera, contribuir al desplazamiento de emisiones de gases de efecto invernadero y otros contaminantes producidos por los procesos que funcionan con hidrocarburos.

La puesta en marcha de esta planta que genera energía limpia ha sido reconocida con distinciones como el premio Escoba de Plata 2012, otorgado por la Asociación Técnica para la Gestión de Residuos y Medio Ambiente. Asimismo, Isidro López refiere que, en el marco del Proyecto del Mecanismo de Desarrollo de Kyoto, Lorean Saltillo obtuvo una distinción por la extracción de biogás de vertedero para su aprovechamiento energético.

“En el ámbito económico, la principal expectativa de este proyecto fue lograr ahorros por consumir energía limpia y verde, lo cual se está logrando hasta la fecha. En el ámbito social fue la generación de empleos directos e indirectos, así como la disminución de enfermedades por la clausura de las fosas que afectaban los alrededores del relleno sanitario. En la parte ecológica y ambiental fue el evitar la emisión a la atmósfera del gas metano”, expone.

De acuerdo con datos de la Comisión de Cooperación Ecológica Fronteriza, el proyecto generó de 75 a 80 empleos directos durante el periodo de construcción.
El gas metano es 21 veces más dañino que el dióxido de carbono, sin embargo, el proceso empleado en esta planta para obtener electricidad logra que el metano se transforme en dióxido de carbono. “La quema del metano permite, además de generar energía eléctrica, disminuir el efecto invernadero, mismo que causa el cambio climático y el efecto del calentamiento global en nuestro planeta”, apunta el mandatario local.

Isidro López comenta que entre los planes estratégicos de este proyecto está maximizar la capacidad de generación, con el apoyo de Lorean Energy Group, y que la clausura y construcción de fosas se realice conforme a la norma, con el fin de evitar el escape de gases que contaminen el medioambiente.

Entre las acciones complementarias para el aprovechamiento sustentable de los residuos sólidos está construir una planta separadora de residuos, para lo cual será necesario habilitar un sistema de contenedores en las colonias del municipio.

Deja un comentario

No Announcement posts