Una opción para mejorar la casa

Publicado Por

A través del programa Mejoravit se otorgarán créditos hasta por 50 mil pesos a los derechohabientes que deseen hacer modificaciones o reparaciones a sus hogares

mejoravit.fw

Alberto Gómez, vicepresidente de la ABM; Elías Saad, subdirector General de Crédito; Sebastián Fernández, director del Sector Empresarial; Enrique Solana, presidente Nacional de la Concanaco Servytur; David Penchyna, director General del Infonavit; Carlos Aceves, secretario General de la CTM; Juan Carlos Lastiri, subsecretario de Desarrollo Urbano y Vivienda; Abelardo Carrillo, director Sectorial de los Trabajadores; Rafael Ochoa, subprocurador Jurídico.
FOTOS: CORTESÍA DEL INFONAVIT

El Instituto del Fondo Nacional de la Vivienda para los Trabajadores (Infonavit) no sólo ofrece créditos para comprar casas, también pone a disposición de los derechohabientes esquemas financieros con el fin de atender necesidades de mejoramiento, remodelación y ampliación de casas, así como la compra de equipo que puedan requerir ellos o alguno de sus familiares con discapacidad.

Una de estas soluciones es el programa Mejoravit, el cual fue presentado, en esta nueva fase, por el director de esta institución, David Penchyna Grub, en julio de este año. De acuerdo con el funcionario, se trata de una nueva versión de dicho programa, el cual ahora es más barato, seguro y transparente.

Durante su participación en el relanzamiento de dicho esquema, Penchyna Grub anunció que la tasa de interés de este producto bajó de 18.5 a 16.5 por ciento para colocarlo como el más barato en su tipo.

Uno de los aspectos más importantes de esta nueva versión de Mejoravit es que establece controles que permitirán disminuir de manera significativa su posible mal uso. Para lograrlo, se firmó un convenio con la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) y otro con el Instituto Nacional Electoral (INE).

caracteristica-mejoravit.fwAsimismo, con la finalidad de promover la competencia, el instituto cuenta ahora con siete bancos fondeadores, así como 2,500 comercios afiliados. Para potenciar la capacidad de originación, los trabajadores podrán solicitar créditos en sucursales bancarias y serán ellos quienes determinen el plazo de su crédito, que va desde 12 hasta 30 meses.

LAS REGLAS

De acuerdo con David Penchyna, este programa inyectará a la economía nacional hasta 10 mil 500 millones de pesos (mdp) con los que podrán ser fondeados alrededor de 420 mil créditos en los próximos 12 meses. Los montos de los créditos oscilarán entre 3,552 pesos y 48 mil 627 pesos, en función de la capacidad de pago del derechohabiente y sin que pueda exceder 85 por ciento de su saldo de la Subcuenta de Vivienda, la cual quedará en garantía de pago en caso de pérdida de empleo o incumplimiento.

Los descuentos se realizarán vía nómina y no podrán ser mayores a 25 por ciento del salario al momento de obtener el crédito, dependiendo del monto y plazo elegido por el trabajador. Asimismo, las aportaciones patronales se aplicarán al capital de la deuda. Los pagos de la mensualidad también podrán llevarse a cabo directamente en bancos o tiendas de autoservicio. Incluso podrán realizarse adelantos de pago o liquidación sin ninguna penalización.

Elías Saad Ganem, subdirector General de Crédito del Infonavit, explica que los derechohabientes que quieran tramitar un crédito de este tipo deben acceder a la página del Instituto para gestionar una precalificación.

Posteriormente, deberán acudir a un centro autorizado con identificación oficial vigente, acta de nacimiento, Clave Única de Registro de Población (CURP), comprobante de domicilio a nombre del trabajador o un familiar directo o cónyuge y un aviso de retención expedido por su centro de trabajo en el que se le autoriza al Infonavit descontar mensualmente los pagos para cubrir el préstamo.

Cuando el crédito haya sido autorizado, el dinero se depositará en una tarjeta Mejoravit, un instrumento diseñado para asegurar el uso y destino correctos de los recursos, ya que podrá ser utilizada únicamente en los comercios establecidos autorizados y afiliados al programa.

El funcionario aclara que sólo podrán acceder al programa los derechohabientes que no tengan un crédito Infonavit vigente o algún otro apoyo otorgado por el Instituto. Asimismo, deben cumplir con un mínimo de 116 puntos y tener más de ocho meses de antigüedad en la misma empresa.

El trabajador podrá disponer de hasta 20 por ciento del crédito en efectivo mediante una transferencia a una cuenta a su nombre, con el objeto de realizar pagos de mano de obra y otros que sean necesarios.

APOYO TECNOLÓGICO

El Instituto desarrolló una aplicación móvil mediante la cual los acreditados podrán activar y bloquear la tarjeta, consultar el saldo, visualizar todos sus movimientos o transferir el monto autorizado de efectivo a una cuenta bancaria.

La aplicación estará disponible en cualquier plataforma informática. En las redes sociales del Infonavit estará disponible un video con la explicación de cómo usar correctamente la aplicación y la tarjeta Mejoravit.

En cuanto a los establecimientos autorizados para recibir pagos con dicho instrumento, Saad Ganem refiere que hoy día ya están inscritos 2,500 comercios que ofrecen productos para la remodelación de la vivienda.

Un requisito para estos negocios es firmar con el Instituto un convenio de afiliación y autorización. Además, deberán estar al corriente de sus aportaciones al Infonavit y, sobre todo, con sus obligaciones tributarias. Adicionalmente, no haber sido dados de baja del Infonavit en programas similares.

David Penchyna asegura que el organismo a su cargo seguirá trabajando en diseñar mejores productos crediticios y otras herramientas novedosas para atender la demanda con vivienda nueva o usada para todos los trabajadores, pero en especial a quienes perciben menores salarios.

Deja un comentario

No Announcement posts

A %d blogueros les gusta esto: