Crédito para comunidades marginadas

Publicado Por

José Antonio MeadeLas comunidades de alta marginación en poblaciones de no más de 50 mil habitantes, podrán beneficiarse del Programa de Asistencia Técnica a Microfinanzas Rurales (Patmir), por medio del cual se les apoya para ahorrar y buscar algún microfinanciamiento para el desarrollo de actividades productivas.

La condición es que sean poblaciones de media y alta marginación y se organicen a través de consultores locales o internacionales, dice Alejandro Ríos Camarena, director general adjunto del Banco del Ahorro Nacional y Servicios Financieros S.N.C. (Bansefi).

“Deberán acercarse a las cajas o cooperativas de su comunidad y ahí ponerse en contacto con los consultores especializados en micro finanzas rurales para incorporarse al Programa”, asegura el funcionario.

En México, según el secretario de Hacienda, José Antonio Meade Kuribreña, el sistema financiero formal llega a 60 por ciento de los municipios, en donde se concentra 93 por ciento de las familias. “Prácticamente 9 de cada 10 mexicanos tienen acceso a servicios financieros”, dice el Secretario.

Sin embargo, en las poblaciones rurales de municipios, sólo 5 por ciento de sus habitantes que se encuentran entre la población económicamente activa usan los servicios financieros, de acuerdo con el Bansefi. Por ello, la institución puso en marcha la tercera fase de la operación del Patmir, por medio de la cual se buscará incorporar un rango de 800 mil a 1 millón de usuarios al sistema, con una participación de 150 intermediarios.

Actualmente, el Patmir participa en varias entidades de la república: Mérida, Yucatán; Querétaro, Querétaro; Guadalajara, Jalisco; Puebla, Puebla y Oaxaca, Oaxaca; también ha participado en Michoacán, Chiapas, Guerrero y Veracruz.

“Hay que acercar los servicios financieros a las personas más necesitadas. Ahora ya no se tienen que desplazar hasta la cabecera principal o hasta donde haya un banco para realizar sus operaciones financieras y eso le cambia la vida a la gente”, afirma Camarena.

El funcionario considera que los servicios financieros formales deben llegar a toda la población y en especial a los sectores vulnerables y de menores ingresos. “Esa es una forma para superar los círculos de pobreza.”

El papel que juegan los municipios en este programa es el de facilitar en sus zonas de influencia la operación de las cooperativas de ahorro y préstamo, para que éstas, en coordinación con organismos internacionales, como el Banco Mundial, presten el servicio a las comunidades rurales.

En las reglas de operación se plantea que el proyecto tiene una duración de cinco años bajo la estrategia de subsidios competitivos.

MariasEl proyecto operará a través de alianzas estratégicas e incluye apoyos de asistencia técnica, capacitación, incentivos, ampliación, fortalecimiento y operación de puntos de acceso enfocados a incentivar y maximizar la cobertura de bancarización de la población.

Las firmas consultoras postulantes deberán demostrar experiencia probada en asesoría de cooperativas de ahorro y préstamo en México y a nivel internacional.

El Patmir profesa principios de integridad, gradualidad, regionalidad, sostenibilidad, sustentabilidad, participación y fortalecimiento.

BUENAS EXPECTATIVAS

El Programa ha tenido tres etapas en donde el objetivo es generar sitios seguros de ahorro para la población del campo, que es la más desprotegida, elevar los estándares de vida de la gente y estabilizar los ingresos de los hombres y mujeres del campo.

Entre 2002 y 2007 se desarrolló la primera etapa, en donde se llevaron a cabo siete proyectos en Chiapas, Puebla, Oaxaca, Guerrero, Veracruz, Michoacán y la zona de la Huasteca.

Una segunda etapa se dio entre 2008 y 2010, cuando se buscó maximizar la expansión de intermediarios financieros en zonas de hasta 15 mil habitantes o menos.

“Hay comunidades de 15 mil habitantes que están en la sierra o en la costa y son las que se ven beneficiadas con el Programa para enseñarles a ahorrar, para que vayan a buscar algún microfinanciamiento con cajas o cooperativas”, dice el directivo de Bansefi.

Al cierre del año pasado, los logros que ha tenido el programa entre este sector de la población de los municipios más pobres de México es la incursión de 700 mil nuevos ahorradores; la participación de 130 intermediarios financieros; el establecimiento de 740 puntos de servicio y la captación de 2,500 millones de pesos (mdp).

Camarena asegura que 70 por ciento de los recursos son canalizados en cooperativas y 30 por ciento en figuras de la Ley de Ahorro y Crédito Popular.

Dolores Rivera, gerente de la Caja de Ahorro y Préstamo Zongólica, asevera que este tipo de acciones, como el Patmir, sí impactan a la comunidad para bien, porque la gente empieza a ahorrar para salir adelante.

La nueva etapa de este programa que inició en febrero de 2012, proyecta en un horizonte de tres años que haya una profundización de la inclusión financiera en poblaciones rurales.

Las metas hablan de llegar a un nivel de 800 mil a 1 millón de nuevos usuarios y atender a 150 intermediarios financieros formales.

La expectativa de la autoridad es que 75 por ciento de los nuevos usuarios provengan de sociedades autorizadas.

El directivo de Bansefi asegura que un hecho muy importante en estos municipios es que las comunidades marginadas de alta y media marginación en poblaciones de 50 mil habitantes se tienen que organizar a través de consultores internacionales o locales.

Deja un comentario

No Announcement posts

A %d blogueros les gusta esto: