Saque provecho de sus “hermanos”

Publicado Por

El autor es director General de Integralia Consultores. Ha sido consejero presidente del Instituto Federal Electoral en 2003- 2007, funcionario en diversas dependencias del Gobierno Federal, así como investigador en varias universidades de Estados Unidos y México. www.integralia.com.mx

Collage 2

Las relaciones internacionales de los estados y municipios de México han adquirido recientemente un destacado interés, como resultado del aumento en la interacción con el extranjero que los gobiernos locales del país han impulsado. En ese marco se inscriben los llamados “hermanamientos”, que durante años se han establecido con localidades de otras naciones, a partir de declaratorias unilaterales de cada parte. En el orden municipal, por ejemplo, éstos se han llevado a cabo cuando un ayuntamiento declara a una localidad extranjera como “ciudad hermana”, incluso sin siquiera haber firmado un acuerdo ni cumplido con la legislación en la materia.

En la mayoría de los casos, sin embargo, las autoridades locales suscriben documentos sencillos con sus contrapartes extranjeras, simplemente con el propósito de promover la amistad y cordialidad entre ambas, reconociéndose de este modo como ciudades hermanas. Estos textos, conocidos generalmente como proclamas, cartas de intención o protocolos de amistad, incluyen declaraciones políticas sin compromisos específicos ni áreas de cooperación definidas.

Ante este panorama, en 2005, la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) diseñó y puso en operación el Programa Mexicano de Hermanamientos y Cooperación Internacional Descentralizada (Promehcid).

ABRIR PUERTAS

Para asegurar el éxitoEl Promehcid es una estrategia que impulsa el fortalecimiento de las capacidades institucionales de aquellos gobiernos estatales y municipales de México, que tienen el interés de impulsar sus propias acciones internacionales de una manera más profesional. Fue diseñado bajo los criterios europeos de lo que se conoce como “cooperación internacional descentralizada”, aunque se mantuvo el término de “hermanamiento”, en virtud de la intensa relación que existe entre localidades de nuestro país y de Estados Unidos, nación donde es más común la denominación de ciudades hermanas.

El Programa tiene cuatro etapas de operación, que son: iniciación, formalización, operatividad y fortalecimiento institucional, a través de las cuales se imparten talleres de capacitación para la firma de un acuerdo profesional con una contraparte extranjera cumpliendo con la ley. También funcionan para la elaboración de actividades o proyectos de cooperación descentralizada, la creación o adaptación de oficinas municipales o estatales de asuntos internacionales, y la generación de comités reglamentados de participación ciudadana —conocidos comúnmente como Comités de Ciudades Hermanas—, entre otras acciones.

<div id=”alcaldessuscriptores”>

LOGROS

A la fecha, el Programa ha promovido la capacitación de más de 2 mil funcionarios locales de todo el país y ha impulsado la formalización de alrededor de 300 relaciones de cooperación descentralizada, mediante acuerdos profesionales suscritos por las administraciones estatales y municipales con localidades extranjeras. El reto aún es grande, pues muchos ayuntamientos, por ejemplo, desconocen que pueden potenciar sus hermanamientos y obtener de ellos beneficios en sus propias políticas públicas, en lugar de sólo detonar relaciones amistosas o limitar el alcance de esta estrategia a la búsqueda de donaciones.

El Promehcid promueve la cooperación de una entidad con localidades extranjeras en todos aquellos temas que sean de su respectiva competencia, por lo que se trata de una estrategia multidisciplinaria. Hasta el momento, las localidades mexicanas impulsan intercambios de experiencias en materia educativa, de desarrollo económico, medio ambiente, desarrollo social y urbano, así como en actividades culturales y turísticas, por sólo mencionar algunas. Existen proyectos de colaboración tan sencillos como el intercambio de materiales educativos o culturales, y tan complejos como la asesoría para el saneamiento de cuencas en el que participan incluso varios municipios.

Por otra parte, hay una tendencia creciente de los municipios y estados para diversificar su vinculación internacional, fomentando acercamientos con localidades de América Latina, Europa y Asia —principalmente de China y Japón—, aunque tradicionalmente, las entidades mexicanas se vinculan con sus contrapartes estadounidenses.

La SRE recién concluyó la elaboración de un manual de operación para el Promehcid, que representa un trabajo de aprendizaje de los intereses e inquietudes de las autoridades locales mexicanas durante más de cinco años. Este documento está disponible en el Micrositio de Gobiernos Locales de la Cancillería, en la dirección www.sre.gob.mx/gobiernoslocales. En el manual se incluyen los pasos a seguir para concretar un hermanamiento profesional, la normatividad y los documentos guía para identificar áreas de oportunidad.

Así, el Programa representa una alternativa para acercarse y conocer experiencias de localidades de otras naciones, que bien pueden retomarse y trabajarse de forma conjunta para el beneficio de los estados y municipios del país.

</div>

Deja un comentario

No Announcement posts

A %d blogueros les gusta esto: