Cómo impulsar la economía de Oaxaca mediante las TIC

Publicado Por

El autor es maestro en Administración pública por el INAP. Su correo: contacto@edgarvasquez.com Sitio web: www.edgarvasquez.com

Oaxaca es uno de los estados más ricos y más pobres de México, su riqueza proviene de su patrimonio cultural: su gastronomía, sus artesanías, su arquitectura, su música y sus artistas; al mismo tiempo que es uno de los estados con menor índice de desarrollo; que tiene la mayor brecha digital; con menos escuelas y uno de los estados con mayor emigración hacia otras entidades del país y hacia Estados Unidos. ¿Cómo podrían las Tecnologías de Información y Comunicación (TIC) mejorar el bienestar de la gente, ayudar a crecer a la economía local y generar más empleos que los que existen en la actualidad?

Economia_Oaxaca_con_TIC_Alcaldes_de_Mexico_Julio_2016

La patria chica de Benito Juárez, Macedonio Alcalá (autor de “Dios nunca muere”), del pintor Francisco Toledo y de la cantante Lila Donws, es el quinto estado más grande de México y está dividido en 570 municipios que, a su vez, forman parte de ocho regiones: Cañada, Costa, Istmo, Mixteca, Papaloapan, Sierra Norte, Sierra Sur y Valles Centrales. Tiene una mayoría de localidades menores a 100 mil habitantes, pues sólo dos ciudades tienen un número mayor de habitantes que esa cifra, la capital, Oaxaca de Juárez, y San Juan Bautista Tuxtepec.

De los 3 millones 802 mil habitantes que tenía el estado en 2010, de acuerdo con el Instituto Nacional de Geografía e Informática (INEGI), el 52.9% vivía en comunidades que van desde 1 hasta 2499 habitantes (constituyen el 98.3% del total), es decir se trata de una población mayoritariamente dispersa en toda la montañosa orografía de la entidad.

INEGI Oaxaca

La edad promedio de los habitantes de Oaxaca es de 22 años y el nivel de escolaridad es de 7.5 años, lo que equivale a un poco más de primer año de secundaria; en cambio el promedio en el país es de 9.1 años, es decir tercer año de secundaria.

Además el sector económico que más aporta al Producto Interno Bruto (PIB) del estado son los servicios inmobiliarios y de alquiler de bienes muebles, es decir se trata sobre todo de una economía rentista, en otras palabras, está basada en la renta de propiedades. Por otro lado, su aportación al PIB Nacional es de 1.6%, por lo que ocupa el lugar 22 de los 32 estados del país.

Telecomunicaciones, habilitador de la economía contemporánea

Revisemos un poco las cifras que revelan el tamaño de la brecha digital en Oaxaca: de acuerdo con el Módulo sobre Disponibilidad y Uso de las Tecnologías de la Información en los Hogares, INEGI 2013, en Oaxaca las casas que tienen una computadora son menos del 20%, es decir, 80% de ellas no tienen PC, y el número de hogares conectados a Internet en esa entidad es menor al 20%, en tanto que el promedio nacional en este último rubro es de 30.7%.

En contraparte, cada punto porcentual invertido en la infraestructura de telecomunicaciones hace crecer el PIB 10 por ciento, es decir 10 por ciento del crecimiento del PIB es generado por los servicios producidos por la infraestructura de comunicaciones, de acuerdo con un análisis econométrico realizado por Ernesto Piedras de The Competitive Intelligence Unit. Dicha medición econométrica, confirma —dice Piedras— “que las telecomunicaciones causan el crecimiento económico, pero también revela que ese crecimiento genera su propia demanda por inversión”.

Promover el desarrollo mediante Internet

En el documento Informe sobre el desarrollo mundial 2016, realizado por el Banco Mundial de Desarrollo se afirma que “(…) en casi 7 de cada 10 hogares ubicados en el sector más pobre (20 por ciento) hay un teléfono celular. Es más probable que los hogares más pobres tengan acceso a la telefonía celular que a un inodoro o al agua potable. Además, en el texto se afirma que “Debemos aprovechar este vertiginoso cambio tecnológico para lograr un mundo más próspero e inclusivo”.

Las tecnologías digitales, especialmente Internet, los teléfonos móviles y las herramientas con las que se puede recopilar, almacenar, analizar y compartir información en forma digital, ayudan a impulsar el comercio electrónico, el trabajo en línea (o teletrabajo), así como la tercerización de los procesos operativos, y para que esto sea posible es necesario, primero que los Estados construyan una red de telecomunicaciones robusta; mejoren la educación y la salud de su población y promuevan el buen gobierno, sólo así podrán obtenerse los beneficios del dividendo digital.

Se llama dividendos digitales a “los beneficios más amplios en términos de desarrollo derivados de la utilización de estas tecnologías”, dice el documento citado del Banco Mundial (BM).

Al respecto el BM señala que a pesar de que las tecnologías digitales han estimulado el crecimiento, aumentado las oportunidades y mejorado la prestación de servicios en buena parte del mundo, sus beneficios no se reparten de forma igualitaria.

Para que los beneficios del uso de la tecnología digital mejoren la vida de todos se requiere reducir drásticamente la brecha digital actual, sobre todo en cuanto al acceso a Internet, sin embargo lograr que la mayoría de la población utilice las TIC no es suficiente, dice el estudio del Banco Mundial, ya que los países deben implantar los ““complementos analógicos”, es decir, reforzar las regulaciones que garantizan la competencia entre empresas, adaptar las habilidades de los trabajadores a las exigencias de la nueva economía, y asegurar que las instituciones sean responsables”.

Hay dos casos paradigmáticos que ilustran los beneficios del acceso a Internet y el uso de la Tecnologías de Información y Comunicación

  • En África oriental más del 40 por ciento de los adultos pagan sus cuentas de servicios utilizando un teléfono móvil.
  • En China existen 8 millones de emprendedores —de los cuales la tercera parte son son mujeres— que utilizan una plataforma de comercio electrónico mediante la cual exportan bienes a 120 países.

¿Cómo aprender lo suficiente de estos dos casos para impulsar el desarrollo económico de Oaxaca?

Oaxaca, el acceso a Internet y la telefonía móvil

De acuerdo con un informe del Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) difundido en marzo de 2016, apenas el 57.4 por ciento de los oaxaqueños es usuario de telefonía celular, en tanto que el promedio nacional es de 71.5 por ciento.

Uso de Telefonía celular

Gráfica del IFT con datos de la Encuesta Nacional sobre Disponibilidad y Uso de Tecnologías de la Información en los Hogares 2015, realizada por el INEGI.

Por otra parte, en el séptimo sondeo de opinión sobre Reformas de coyuntura, Bullying, Acceso a Internet y Telefonía en Oaxaca, realizado por el Centro de Información Estadística y Documental para el Desarrollo (CIEDD) para el gobierno del Estado de Oaxaca, en el año 2013, se revela que 39 por ciento (de los 500 encuestados ) cuenta con telefonía fija y 29 por ciento tiene acceso a internet en su casa, en tanto que 75 por ciento de ellos tiene un teléfono móvil.

Un dato revelador de la encuesta es que 24 por ciento de los accesos a  Internet se realizaban mediante  una conexión fija, en tanto que el 20 por ciento se hacía por medio de  un teléfono móvil.

Dado que el acceso a Internet mediante telefonía móvil es uno de los motores para mejorar el bienestar de la población, es necesario que los planes de desarrollo estatal de Oaxaca no se basen sólo en la generación de empleos en la manufactura o en los servicios, pues como afirma Jeremy Rifkin en su libro El fin del trabajo al hablar de los cambios en las economías y la reducción de empleos: “No volveremos a ver a miles de trabajadores saliendo de las puertas de las fábricas y centros de servicios como sucedía en el siglo XX”.

En su lugar, la planificación del desarrollo de Oaxaca debería concentrarse en el impulso de productos y servicios únicos del estado, enfocándose en utilizar las TIC en la administración y comercialización de los mismos en todo el mundo. Por ejemplo, ¿podríamos imaginar una plataforma para que cada uno de los productores de mezcal oaxaqueños puedan vender sus productos directamente al consumidor de cualquier país del mundo?

Sobre todo debería dejarse de pensar en el impulso a grandes emporios y sí en unidades ágiles de tamaño reducido, ya que según Rifkyn “La población activa del futuro tenderá a agruparse cada vez más en pequeñas empresas de productos o servicios especializados”.

Finalmente, de acuerdo con el Banco Mundial, “los países que complementan las inversiones en tecnología con reformas económicas más amplias obtienen dividendos digitales en la forma de mayor crecimiento, más empleo y mejores servicios”. En México hay una reforma de Telecom en curso, se está licitando una Red compartida que mediante una única empresa mayorista permitirá a cualquier empresa ofrecer servicios de conexión a Internet y telefonía móvil a cualquier ciudadano a precios menores a los existentes, por lo tanto las posibilidades de mejora económica por medio de las  TIC para Oaxaca son excelentes, ahora falta que las autoridades estatales y federales  entiendan la magnitud del reto.

Deja un comentario

No Announcement posts