Movilidad bien planeada

Publicado Por

Principios sustentablesEl aumento en el número de automóviles que circulan por las ciudades y un acelerado crecimiento urbano carente de planeación, han hecho que cada vez más urbes mexicanas apuesten por implementar modelos de transporte público sustentable. Hasta hace ocho años nadie consideraba que ésta fuera una alternativa viable, pero actualmente se encuentra en pleno desarrollo.

Adriana LoboDe acuerdo con Adriana Lobo, directora del Centro de Transporte Sustentable de México (CTS), se trata de integrar modelos de movilidad capaces de atender las necesidades de desplazamiento de la población de una manera rápida, cómoda y segura; con una estructura institucional que les dé soporte sin comprometer recursos como el tiempo, el espacio público o la salud para las generaciones futuras, y sin dañar al medio ambiente.

Dichos esquemas contemplan la integración de trenes urbanos y autobuses con la posibilidad de usar la bicicleta y caminar para trasladarse de un punto de la ciudad a otro. “Esto te permite usar menos el automóvil, estar sano, aprovechar mejor el espacio de la ciudad y aprovechar la energía de manera más eficiente; de eso se trata la sustentabilidad”, explica.

Roberto Remes, director de Transporte Público del Instituto de Políticas para el Transporte y el Desarrollo en México (ITDP), complementa la idea al asegurar que uno de los objetivos de la movilidad sustentable es ofrecer redes completas de transporte.

“Que tú, estés donde estés en la ciudad, puedas llegar a cualquier otro extremo bien planeada usando el transporte público, que la gente llegue a estas redes en bici o caminando y que todo esto te resulte mejor que usar el automóvil”, apunta.

OPCIONES LIMPIAS

Fue en 2003 cuando la ciudad de León, Guanajuato, implementó por primera vez en el país un sistema de autobuses de tránsito rápido (BRT, por sus siglas en inglés) en un corredor troncal e integrando rutas alimentadoras de autobuses urbanos. El proyecto se basó en los modelos de la Red Integrada de Transporte de la ciudad brasileña de Curitiba, y en el llamado TransMilenio de Bogotá, Colombia.

Roberto RemesA decir de Roberto Remes, debido a los problemas de congestionamiento vial en las grandes urbes de México y de otros países de Latinoamérica como Brasil, Colombia y Ecuador, los sistemas BRT han demostrado ser una solución que permite una buena cobertura en la demanda de transporte, similar incluso a los sistemas de trenes subterráneos; aunque estos corredores troncales deben complementarse con una red eficiente de autobuses urbanos capaz de atender la demanda de las personas que habitan en la periferia de la ciudad.

En 2005, el gobierno de la Ciudad de México retomó el esquema BRT para la creación del sistema Metrobús, que cuenta con tres líneas a lo largo de 67 kilómetros, más una en construcción, y ofrece conexión con las 11 líneas del Metro; transporta a 620 mil pasajeros al día y desde su creación, según cifras del CTS, los usuarios han reducido hasta en 53 por ciento sus tiempos de traslado.

ParadaLa Línea 4 de este sistema, que estará concluida en 2012 e irá de Buenavista al Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México, pasando por el Centro Histórico, transportará a 50 mil pasajeros al día.

Por su parte, Guadalajara, Monterrey y el Estado de México cuentan con el Macrobús, el Transmetro y el Mexibús, respectivamente.

Si bien para finales de la década de los 80 estas ciudades, además del DF, ya contaban con sistemas de trenes eléctricos para el transporte masivo de pasajeros,los expertos sostienen que estos modelos son costosos y no alcanzan a cubrir toda la demanda de transporte.

“Es un esquema que no llega al 100 por ciento de la ciudad ni de los viajes. Supongamos el caso de la Línea 12 del Metro: sí hacía falta una línea que conectara el sur de la Ciudad de México, pero la obra está costando arriba de 21 mil millones de pesos (mdp) para atender a 450 mil personas; si lo comparamos con el crecimiento del Metrobús, este sistema con sus tres líneas y un costo de 5 mil mdp transporta a 620 mil pasajeros diariamente”, expone Remes.

Otro de los beneficios que ofrecen los corredores troncales de autobuses es la disminución de emisiones contaminantes.

Según cifras del CTS, con el Metrobús se dejan de emitir más de 100 mil toneladas de CO2 al año en el DF, mientras que con el Macrobús, la capital de Jalisco reporta hasta 75 mil toneladas menos de gases contaminantes cada año.

Dado el éxito de este sistema, en ciudades como Puebla y Chihuahua se tiene prevista la implementación de estos corredores troncales.

Pero no todo es BRT. Otras entidades han apostado por la modernización de sus sistemas de transporte colectivo para hacerlos más sustentables, tal es el caso de Tuxtla Gutiérrez, Chiapas, donde en enero de 2010 el gobierno estatal implementó el Conejobús, un sistema de autobuses urbanos ecológicos de alta tecnología con lo cual se retiraron de la circulación 143 combis que habían sido motivo de queja de los usuarios por no ofrecer un servicio rápido y eficiente.

En julio de 2011, el gobierno de Querétaro anunció por su parte, un programa de reestructuración del sistema de transporte público de la zona metropolitana de la capital del estado, que actualmente cuenta con 1,500 unidades.

Cabe destacar también el caso del Ferrocarril Suburbano, un tren de proximidad que recorre cuatro municipios del Estado de México y dos delegaciones del DF para transportar a más 300 mil pasajeros cada día y está interconectada con dos líneas del Metro de la Ciudad de México y una línea del Metrobús.

CERO EMISIONES

MetrobusEn el uso de la bicicleta, Adriana Lobo apunta que aún falta ver a las bicis como medio de transporte más que como algo recreativo, aunque cada vez son más las urbes que comienzan a destinar espacios para los ciclistas, tal es el caso de Saltillo, Coahuila; Cancún, Quintana Roo; San Luis Potosí capital, y la Ciudad de México, donde se han construido ciclovías.

Lobo asegura que los retos más importantes para lograr más esquemas de movilidad sustentable en el país consisten en desarrollar una política federal a largo plazo en la materia y planear, en conjunto con los gobiernos locales, el crecimiento de las ciudades.

“Hay que seguir replanteando prioridades de inversión, hace falta entender qué es el transporte sustentable y cómo el Gobierno Federal puede invertir más y ayudar a los estados y municipios; los municipios deben crear capacidades locales en materia de transporte, así como sistemas de planeación a más largo plazo que se puedan ir ajustando y mejorando”, finaliza.

Deja un comentario

No Announcement posts

A %d blogueros les gusta esto: