México es un país de excelencia científica: Unesco

Publicado Por

Alcaldes de México

Unesco_Mexico_excelencia_cientifica_Alcaldes_de_Mexico_Febrero_2016México es un país de excelencia científica, “no hay ningún otro país que cuente con 20 cátedras de excelencia Unesco”, destacó Nuria Sanz, directora y representante de la Oficina de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco) en México.

Durante la presentación del “Informe de la Unesco sobre la ciencia. Hacia 2030”, Nuria Sanz resaltó que México avanza por el camino del desarrollo científico y tecnológico, pues es una de las naciones que más ha incrementado sus recursos humanos altamente calificados para generar ciencia y tecnología de gran impacto.

Resaltó que este incremento, aunado al crecimiento de la inversión y la infraestructura, en los próximos años se verá reflejado en un mayor desarrollo científico y tecnológico del país.

“No hay desarrollo (científico y tecnológico) si no se invierte en desarrollo humano y es verdad que ese capital humano va a tener una curva, que va a tener su tiempo y que se reflejará en el mediano plazo”, manifestó.

Añadió que “las cifras del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt) de los dos últimos años no se han visto superadas por ningún otro país. El hecho de que en un año haya más de mil científicos en (el programa de) Cátedras para Jóvenes Investigadores es algo que no se ha realizado en el resto de los países”.

Además de fortalecer su capital humano, en los últimos años México también ha consolidado sus relaciones de cooperación científica con diversos países, lo cual le permitirá tener un desarrollo más acelerado, destacó Nuria Sanz.

“En todos aquellos espacios de cooperación bilateral, gracias a los años duales o a las visitas de estado, se han generado acuerdos de cooperación científica importantes con países europeos”, indicó.

También añadió que “en los últimos reportes del Conacyt se ha visto que México tiene una plataforma de ampliación gracias a la participación en consorcios científicos europeos. Esto es una fuente de posibilidades que no va a tardar en dar buenos resultados”.

No obstante, lamentó que estos avances aún no se ven completamente reflejados en el más reciente informe de la Unesco, ya que el estudio se realizó entre 2007 y 2013.

En este sentido, Enrique Cabrero Mendoza, director general del Conacyt, señaló que existe “un desfase de los datos que nos hace complicada la lectura, nosotros no hemos podido observar en este informe los efectos de la política científica que se inició en esta administración y el despliegue de mayor inversión pública. Estoy seguro que en el próximo reporte de la Unesco se verá claramente reflejada esta política”.

Recordó que los desarrollos científicos y tecnológicos requieren de muchos años de esfuerzo e inversión. “Estamos ante estructuras de inversión de muchos años y acumuladas, cuando nosotros vemos las distancias que hay entre los países que han avanzado más, vemos que la acumulación de la inversión que han hecho a lo largo de los años les empieza a redituar”.

En conferencia de prensa, el titular del Conacyt manifestó que este “despegue” de desarrollo científico, tecnológico y de innovación se podría ver más claramente a finales de 2018.

“A finales del sexenio (del presidente Enrique Peña Nieto) estaríamos en el umbral de empezar una nueva etapa en la que efectivamente este efecto exponencial se pueda ir dando”.

El coordinador del Foro Consultivo Científico y Tecnológico (Fccyt), José Franco, destacó que México ha avanzado mucho en los últimos años en ciencia y tecnología; no obstante, para que se siga desarrollando es necesario incrementar la participación de la inversión privada.

“Donde tenemos un déficit muy importante es en la parte de inversión privada, que es en la parte de inversión en innovación y tecnología, y por eso México es poco competitivo y tiene poca innovación. Esto ha sido una de las grandes preocupaciones del sector”.

Señaló que para que más empresas le apuesten a la innovación se requiere generar una cultura en donde la inversión privada sea parte del sistema de ciencia, tecnología e innovación.

En este mismo tenor, Francisco Bolívar Zapata, coordinador de Ciencia, Tecnología e Innovación de la Oficina de la Presidencia de la República, subrayó que es necesario que la ciencia, la tecnología y la innovación sean parte de la cultura mexicana para poder tener un mayor desarrollo.

“Tenemos que avanzar en la cuestión de que la ciencia, la tecnología y la innovación sean parte de la cultura de la sociedad mexicana; en la medida en que las comunidades científicas, las universidades y los centros de investigación nos aboquemos en el esfuerzo de divulgación del conocimiento científico, en esa medida va a ser más fácil que los legisladores, gobernantes y empresarios canalicen mayores recursos a estos rubros”, afirmó.

Con información de: Agencia Informativa Conacyt

Deja un comentario

No Announcement posts