Ropa de trabajo que salva vidas

Publicado Por

Las prendas elaboradas con la tecnología flame resistant ayuda a bomberos, policías y encargados de instalaciones eléctricas a prevenir accidentes

Mantenimiento

Foto: cortesía de Dickies

La seguridad de los empleados de gobierno es una prioridad. En los estados y municipios hay trabajadores cuyas actividades les exigen el uso de indumentaria especial, como los bomberos, los policías, los encargados de realizar instalaciones eléctricas y quienes se dedican a actividades forestales.

Para prevenir lesiones o que pierdan la vida ante cualquier siniestro, existe ropa de seguridad innovadora que está diseñada para protegerlos de los peligros más comunes, como descargas eléctricas o explosiones de llamas de corta duración (cuando los gases, vapores o polvos se liberan en el aire y se encienden). Estas prendas están elaboradas con la tecnología flame resistant (FR).

SEGURIDAD ANTES QUE ELEGANCIA

Mark Saner, gerente técnico de FR de las marcas Workrite, Dickies y Walls, quien cuenta con más de 35 años de experiencia en la industria de incendios y seguridad, explica que “las quemaduras más graves generalmente no son causadas por el fuego real o la explosión en sí misma, sino por la ropa de trabajo regular elaborada con materiales no resistentes al fuego como el algodón, nylon o poliéster”.

El experto también es miembro de la ASTM (American Society for Testing and Materials) y de la NFPA (National Fire Protection Association) de Estados Unidos, organizaciones apegadas a las normas internacionales para el desarrollo de productos de protección para diversas industrias.

Mark Saner

Mark Saner

Saner indica que el mayor beneficio de la tecnología FR es que el fuego se autoextingue en la ropa de trabajo, lo cual reduce drásticamente la gravedad de las lesiones por quemaduras y le proporciona al usuario tiempo para escapar del siniestro, lo cual aumenta las posibilidades de supervivencia.

“Esta ropa es más duradera que las prendas de trabajo estándar, por lo que debe cambiarse con menor periodicidad, pero sobre todo, es una inversión para la protección del recurso más importante de una empresa: los trabajadores. La tecnología FR es un componente crítico en su protección”, recalca.

Mark Saner añade que la inversión en dichas prendas puede ser elevada, pero no es comparable con los gastos de atención médica por quemaduras.

PROTECCIÓN, CONFORT Y VALOR

Para seleccionar adecuadamente la ropa de trabajo resistente al fuego, los especialistas recomiendan poner atención en que el nivel de protección sea el adecuado, así como en la durabilidad de la resistencia a la flama, la experiencia del fabricante en FR, la suavidad, tersura, elasticidad y capacidad de absorción de humedad de la tela, además de la confección de la prenda y su apariencia después del lavado.

Otros puntos importantes a tomar en cuenta son que hay miles de lesiones al año en áreas de trabajo que están relacionadas con la ropa y que la piel bajo la ropa sufre quemaduras con mayor severidad que la piel expuesta, además de que la rehabilitación de ese tipo de lesiones es larga y dolorosa.

El Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) reporta que en 2014 hubo 91 egresos de trabajadores atendidos por quemaduras y corrosiones.

“Por seguridad, la ropa resistente a la flama debe ser seleccionada de acuerdo con los riesgos de cada empresa; los estándares de la NFPA se desarrollaron para proteger a los trabajadores de los riesgos industriales de acuerdo con la actividad y el riesgo que representa”, refiere Mark Saner.

RIGUROSA NORMATIVIDAD

Moine West, vicepresidente y gerente de Dickies México y Centroamérica, indica que existen prendas FR certificadas por la NFPA 2112, una norma que obliga a pasar diferentes pruebas a fuego súbito; además recalca que las especificaciones de seguridad para la ropa también dependen de la normatividad local, por ejemplo, “en México muchas veces no expiden normas especiales para tales ambientes de trabajo”.

Por su parte, Mark Saner enfatiza que la ropa de trabajo con tecnología FR tiene diferentes clasificaciones según el grado de peligro que corren los trabajadores, por lo cual existe un sistema de etiquetado exterior llamado HRC que es altamente visible y asegura un empleo adecuado dentro de ambientes peligrosos.

La forma de saber que el equipo de protección es el adecuado es a través del etiquetado en la ropa, ya que todo equipo de protección personal (PPE) debe contar con una etiqueta que indique la clasificación de arco eléctrico.

La indumentaria debe indicar que cumple con la norma ASTM F1506 (método de prueba para materiales textiles expuestos a arcos eléctricos momentáneos y a otros peligros térmicos relacionados) y con la NFPA 70E (norma que especifica los requisitos para una evaluación de la seguridad eléctrica del lugar de trabajo).

Asimismo, también existe la norma NFPA 2113, que se enfoca a la selección, cuidado, uso y mantenimiento de prendas resistentes al fuego para la protección del personal en industrias contra exposiciones térmicas al fuego de corta duración.

Deja un comentario

No Announcement posts