Descentralizar Comunicación Social

Publicado Por

Es periodista en Michoacán, catedrático de la Licenciatura en Ciencias de la Comunicación en la Universidad Contemporánea de las Américas en Uruapan, especialista en periodismo político, miembro de la Asociación Nacional de Locutores de México.

Las oficinas de comunicación social de los ayuntamientos deben ser descentralizadas, para que dejen de ser manipuladores del gobierno y se pueda ejercer el periodismo.La realidad es que todas las oficinas de Comunicación Social de los Gobiernos Municipales son el enlace tortuoso con los medios de comunicación, a quienes presionan para no hablar mal de la o el presidente municipal, de lo contrario, si el medio osare criticar, con argumentos, las consecuencias son eliminarlo de la lista de proveedores.

Si hablamos de libertad de expresión, las oficinas de comunicación social en los municipios deben descentralizarse y convertirse en un espacio de análisis y crítica periodística, que sirva como “contraloría periodística”, que sí cumpla con la labor de dar a conocer las acciones gubernamentales pero que su presupuesto no esté destinado a premiar a los sumisos y castigar a los rebeldes.

Es lamentable cómo medios de comunicación son limitados porque no hablan como se quiere del gobierno, pero ¿cómo quieren que se hable bien si ni ellos se ayudan? Resulta que si una obra sale defectuosa ¿los medios no pueden cuestionarla? Para eso se está y a eso se expone el gobierno si no hace obras de calidad.

Tenemos en estas fechas al alcalde de Tecoanapa, Guerrero, retenido por los pobladores de su municipio por no ejecutar obra pública; tenemos una crisis en Morelos con el Paso Express, donde si bien no hubo competencia municipal, sí afecta a un municipio, ¿y se enojan cuando se les cuestiona?, ¿qué quieren?, ¿que se les felicite por hacer chingaderas?

Lamentablemente las oficinas de Comunicación Social se han convertido en el primer grupo de escoltas del Ayuntamiento, quienes con el arma económica darán “cuello” a todo aquel que “no vea lo evidente”, “que este es el mejor gobierno, que nunca se había crecido tanto, y que nunca se había ayudado tanto a los pobres”, pero que en la realidad, los municipios no conocen los buenos gobierno, ni el crecimiento, ni la ayuda efectiva a los más necesitados; conocen el despensa-voto, el deterioro y la corrupción.

Por último, si tanto se están esforzando los gobiernos en ser transparentes, entonces deberán descentralizar Comunicación Social, o ¿a qué le temen?, ¿no que muy transparentes?

Aviso: Las opiniones vertidas en este espacio son responsabilidad del autor y no reflejan necesariamente los puntos de vista del medio de comunicación

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: