Seguir viendo

Generaciones centenial, milenial y “X”: más allá de los estereotipos y cerca de la realidad

Por Edgar Vasquez Cruz*

El entorno en el que viven los centenial y milenial mexicanos está marcado por esquemas de desigualdad heredados culturalmente, y agudizados en la actualidad por la violencia.

Las clasificaciones que estereotipan a los jóvenes mexicanos en milenial y centenial deben ser examinadas a la luz de los datos duros del ingreso económico, nivel educativo y origen social para entender el contexto en el que se desarrollan, que es muy diferente al de la sociedad de Estados Unidos, con la cual se comparan frecuentemente.

Asimismo, es necesario compararlas con la generación X (de los 31 a los 50 años) que es la que tiene el mayor poder adquisitivo, actualmente, para ver el cambio que han experimentado sus hábitos de consumo y su interacción con la tecnología.

Digitalidad, el mar donde viven los milenial y centenial

Las generaciones llamadas milenial (de los 21 a los 30 años) y centenial (menos de 21 años) son conocidas por desarrollar una parte importante de su vida en la digitalidad. De hecho, la segunda generación es absolutamente nativa de la era digital.

Estos jóvenes consumen moda, música, videos, libros, pornografía e incluso consiguen pareja de manera habitual mediante el uso de las plataformas que existen en la web.

Es en la virtualidad donde estas generaciones de jóvenes generan vínculos afectivos, de amistad, políticos y culturales. Otra característica que los definen es que suelen mostrar una fuerte dosis de narcisismo y no tienen miedo ni prejuicio a la mirada pública.

Sin embargo, más allá de estos estereotipos, los jóvenes de estas generaciones a los que les toca transitar la realidad mexicana actual se encuentran con varias dificultades relacionadas, básicamente, con su realidad socio-económica.

Más allá de los estereotipos hay datos duros… y preferencias políticas

Los datos del Censo de Población y Vivienda de 2010 de México muestran que hay 46 millones de jóvenes de entre 15 y 34 años. Aunque ellos han logrado tener mayor acceso a la educación que sus padres y abuelos, la enseñanza recibida es producto de un sistema educativo obsoleto con resultados mediocres.

Por otro lado, el origen social continúa siendo el factor principal que influye sobre la participación en la educación y el aprendizaje, así como sobre los resultados económicos y sociales, según el Panorama de la Educación 2018 de la OCDE. Son unos pocos los que se han formado en circuitos escolares de élite y son quienes alcanzarán puestos de trabajo bien pagados en el mercado laboral.

Cabe destacar que los milenial mexicanos son una generación nacida en una década de crisis aguda. Además, las circunstancias del país en que han vivido desde entonces tampoco han sido mejores, si tomamos en cuenta las bajas tasas de crecimiento que los han destinado al desempleo, subempleo e informalidad.

De esta manera, otro fenómeno que ha marcado fuerte a esta generación es la exclusión, pues a ella pertenecen los siete millones de los denominados “Ni-Nis”, una forma coloquial de llamarles a quienes no acceden ni a trabajo ni a educación.

Basado en cifras del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), en el país hay 21.6 millones de personas que tienen entre 15 y 24 años, las cuales cuentan con la capacidad para laborar o estudiar. No obstante, 66,8 % no se encuentra inscrito en ninguna institución educativa y 5.8 % no tiene empleo. En este sentido, 7 de cada 10 jóvenes no tienen la oportunidad de laborar o estudiar y además son mujeres.

Asimismo, el INEGI informó que 3 millones de jóvenes de entre 15 y 29 años no cuenta con un trabajo estable. El desempleo más alto se ubica entres las personas de 20 a 24 años. En contraste, la ocupación informal predomina entre la población que tiene entre 15 y 19 años, que conforma 28.8% de las personas que generan autoempleos de manera informal. En este sentido, el servicio que registra mayor actividad se encuentra en el hospedaje y en la producción de alimentos.

En otras palabras, el entorno en el que viven los centenial y milenial mexicanos está marcado por esquemas de desigualdad heredados culturalmente, y agudizados en la actualidad por la violencia.

No obstante la pobreza en el país no solamente es propiciada por la falta de educación superior, sino que también contribuyen la falta de capacitación laboral, las jornadas superiores a las ocho horas, la escasa seguridad social, las pocas prestaciones de ley, la asignación de salarios bajos y las limitadas oportunidades para incorporarse al campo laboral, de acuerdo con el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social de México.

Un dato interesante sobre la generación milenial es que su candidato preferido en las pasadas elecciones federales del 1 de julio de 2018 fue Andrés Manuel López Obrador.

Una encuesta llamada Voto Millennial, realizada por el medio Nación321.com, muestra que 51 por ciento de los entrevistados dijo que que daría su voto al entonces candidato de Morena y hoy presidente de la república.

La conectividad y el consumo, determinados por el poder adquisitivo

De acuerdo con el análisis “Acceso Generacional a TIC” de The Competitive Intelligence Unit, la Generación “Z” conformada por personas menores de 21 años, se destaca por la adquisición de dispositivos móviles inteligentes.Sin embargo, aunque tienen mayores intereses y habilidades digitales, compran equipos de gama baja (46.2%), debido a su bajo poder adquisitivo.Entonces, en México, el gasto promedio de un smartphone es de 3 mil pesos aproximadamente y el consumo en servicios móviles es de 109.5 pesos al mes, los que se destinan casi en su totalidad a fines de conectividad y complementan con conexión a redes wifi.

Por su parte los milenial —segmento de la población que se encuentra entre los 21 y 30 años de edad— se caracterizan por ser el único grupo de nativos digitales con un poder adquisitivo propio, y registran un mayor gasto en la compra de dispositivos: 4 mil pesos por equipo en promedio.Además, su gasto en servicios móviles asciende a 149.6 pesos al mes.De igual forma, registran un mayor uso del comercio electrónico (79.6%), al tener mayor acceso y confianza en esta herramienta.

Autos y milenial, nuevos requerimientos

Más allá de su manifiesto interés por el medio ambiente, los intereses de los milenial, están transformando la venta de autos en México.

​De acuerdo con datos de J.D.Power, a partir del año 2012 comenzó un alza en la compra de automotores por parte de las personas menores de 35 años, en ese año los milenial fueron el 9 por ciento de los compradores de autos en México , para 2013 ese porcentaje aumentó a 14 por ciento y las proyecciones marcan que para el 2020 el 40% de los consumidores de autos podrían ser milenial y el 88% haría la compra en línea.

Estas proyecciones están obligando a las armadoras a desarrollar autos con las características que exigen estos jóvenes: vehículos más eficientes en consumo de gasolina y con mayor tecnología, principalmente en la gama de compactos y subcompactos, así como la facilidad de comprarlos mediante financiamientos accesibles, incluso sin tener que presentar comprobantes de ingresos.

Asimismo, las características de los autos que buscan los jóvenes responden a las de un vehículo que los lleve del punto A al punto B con el mejor rendimiento posible, requieren que el diseño sea atractivo y que cuente con la tecnología necesaria para conectar su smartphone.

Es importante aclarar que el motivo por el que buscan este tipo de autos es debido al incremento que ha tenido la gasolina en los últimos años, además de que el poder adquisitivo destinado a la compra de un auto es cada vez menor.

También el proceso de venta de vehículos está cambiando. No es raro que estos jóvenes hagan sus compras en línea y esto involucra también a la venta de automotores.

Sociedad y política a través de la mirada de los milenial y centenial

Los jóvenes de México no tienen credibilidad en las instituciones públicas, religiosas y en los partidos políticos y califican como muy mala la situación con la corrupción y la seguridad del país.Estos son resultados que arrojó un sondeo elaborado de por Tendencias Digitales para Grupo de Diarios de América (GDA) con el apoyo de Fondo de población de las Naciones Unidas (UNFPA) que obtuvo opiniones de jóvenes de entre 23 y 36 años en toda Latinoamérica.

El mismo estudio muestra que estos jóvenes tienen posturas en favor del matrimonio igualitario, respeto a los derechos humanos, la despenalización del aborto, así como la legalización de la marihuana.

El estudio de GDA 2019 mostró que ante la situación actual del país los milenial y los centenial la consideraron mala en 61.4 y 68.2 %, respectivamente.

En cuanto al tema ideología, considerando que en una escala del 1 a 10, uno es la izquierda y diez la derecha, el 33. 2% de los milenial se sitúan en el número 5;  11.1% en el cuatro y 10,8% en el 6.

Por su parte, los centenial tienen una tendencia más hacia la izquierda, pues el 41.5% se sitúa en 5; el 15.4 % en el cuatro y 9,3%. en el 3.

Otros valores de milenial y centenial

Los jóvenes milenial y centenial tienen una total credibilidad en la familia; están en favor de la despenalización del aborto en su mayoría, y aprueban, en principio, el uso medicinal de la marihuana, y también “para cualquier uso”.

Por otro lado, en lo que respecta a sus finanzas personales, el estudio GDA 2019 muestra que el 86,9 % de los milenial tiene una cuenta bancaria, en tanto que el 54.1 %  de la Generación Z cuenta con una.

Sobre el ahorro para el retiro, el 53.9 % de los milenial lo ha pensado pero no ahorran actualmente, lo mismo sucede con el 56 % de la Generación Z.

Los jóvenes de ambas generaciones utilizan las redes redes sociales para tener contacto con la realidad; los milenial prefieren hacerlo mediante Facebook y la Generación Z por medio de Instagram.

Latinoamérica. Fuente: Blog Grupo de diarios de América.

Algunas conclusiones

Según cifras del INEGI, en México hay 21.6 millones de personas de entre 15 y 24 años, de las cuales, 66.8 % no estudia y 5.8 % no tiene empleo.Sin embargo, se ha construido un estereotipo que envuelve a estos jóvenes, incluso contradictorio: algunos señalan que es la peor generación que ha existido debido a la actitud que han adoptado y los cambios que han experimentado, otros afirman que es una de las generaciones más exitosas.

Asimismo, en México, las circunstancias a las que se enfrentan los jóvenes son difíciles, por decir por lo menos. Aunque, como mencionamos anteriormente, se han mejorado las condiciones para acceder a la educación, esto no garantiza que los beneficios laborales también progresen.Los títulos universitarios no garantizan que así se pueda superar la situación de pobreza, debido a que las modelos laborales establecidos no siempre son rentables para los trabajadores.Sobre todo por la precarización laboral existente.

Las circunstancias que afectan a estos jóvenes no escapan a las que atraviesa toda la sociedad.Tanto los milenial como los centenial se enfrentan a que las oportunidades de colocarse en el campo laboral y comprometerse, son cada vez menores.

Cuáles son los hábitos de consumo de la Generación X

La Generación X vió el nacimiento de Internet y los avances tecnológicos, de esta manera, ellos fueron adoptando paulatinamente el uso de tecnología, por lo que suelen llamarse “migrantes digitales”.

Tomando en cuenta lo anterior, concluimos en que la Generación X,  Milenial y Centenial  tienen un comportamiento distinto entre sí por los diversos acontecimientos que cada uno ha vivido, esto hace que su patrón de consumo también sea diferente.

Lo cierto es que esta generación  que se encuentra entre los 31 y los 50 años de edad, reflejó una fácil adaptación a los cambios tecnológicos. Según el estudio de Economía Jóven, se registra en la compra de dispositivos, 3 mil 401 pesos en promedio y muestra un gasto de 141.50 pesos al mes en servicios móviles.

Un rasgo interesante de estos usuarios es que se encuentran en el segundo lugar de penetración en el uso de e-commerce (65.8%), lo cual se explica dado que es el sector que tiene los medios de pago suficientes y el poder adquisitivo para realizar compras en línea.

De acuerdo a un estudio de Global Web Index, los integrantes de esta generación han adoptado por completo los medios digitales. Si bien la TV es su fuente principal de entretenimiento, un tercio del tiempo que destinan diario al consumo de contenido basado en video, lo obtienen de los servicios de streaming (como Netflix). Además 1 de cada 5 ha pagado por un servicio de streaming en el último mes.

Global Web Index también señala que la Generación X pasa cerca de 2 horas al día, en promedio, dentro de las redes sociales, siendo Facebook su plataforma preferida; la utilizan para mantenerse al día con las últimas noticias o entrar en contacto con sus amigos, algo que no ocurre con generaciones como los millennials que solo navegan por la red de forma casual.

A la hora de comprar en línea prefieren los dispositivos móviles. Global Web Index identificó que es  habitual  que utilicen sus dispositivos, en lugar de una PC o Laptop, para buscar productos.

Este segmento de la población cuenta con una afluencia de ingresos que se sostiene, sin embargo, siempre están buscando ofertas cuando se trata de comprar productos. Es de destacar que aproximadamente el  50 por ciento se ven ampliamente motivados a la compra cuando existen cupones o descuentos y si una marca lo hace bien, es probable que se gane su lealtad, pues 3 de cada 5 señalan que una vez que encuentran una marca que les gusta, se apegan a ella.

Esta generación  sobrevivió a la fiebre consumista de los 80, que vio nacer Internet y caer la burbuja .com de los 90. Cuando jóvenes, fueron una generación rebelde y contracorriente que se negaba a aceptar el mundo establecido por los adultos del momento. Fueron la generación del grunge que rompía estereotipos y modelos de conducta. En la actualidad muchos son padres y madres de miembros de la generación millennial y centennial.

Los Baby Boomers, la generación de salida

Nacidos entre 1946 y 1964, los baby boomer recibieron este nombre por el incremento de los nacimientos (“boom”) en países anglosajones al terminar la Segunda Guerra Mundial en 1945.

Actualmente los miembros de esa generación tienen entre 54 y 63 años; sus hábitos de consumo son diferentes a las demás generaciones mencionadas en este artículo y en muchos casos su relación con las tecnologías de la información es lejana o básica.

A diferencia de los milenial y centenial, la prioridad de los baby boomers es su bienestar que se materializa en tranquilidad y su salud, junto con la de su familia, por lo que lo más importante para ellos a la hora de gastar es aquello que los haga sentirse bien y tener cuidados.

Ante la independencia de sus hijos, los baby boomer aumentan sus gastos en sus nietos, con lo que estimulan el mercado infantil.

Otros de los gastos más importantes para esta generación son: seguros de salud y de retiro; medicamentos y tratamientos clínicos; viajes a otros país con énfasis en la cultura y el reposo, así como productos cosméticos de belleza anti-envejecimiento, entre otros.

Finalmente, esta generación es la más apegada al consumo de los medios de comunicación tradicionales (televisión y radio, así como medios impresos), además tiene más apego a las marcas que generaciones como milenia y centenial para quienes no existe ninguna dificultad en cambiar de marca fácilmente si esto representa mayores beneficios y ahorros económicos.

*Maestro en Administración Pública por el Instituto Nacional de Administración Pública

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: