Recorte a municipios, recorte a funcionarios

Publicado Por

Es periodista en Michoacán, catedrático de la Licenciatura en Ciencias de la Comunicación en la Universidad Contemporánea de las Américas en Uruapan, especialista en periodismo político, miembro de la Asociación Nacional de Locutores de México.

Ante el reto que representa para las administraciones municipales los recortes al presupuesto para 2017, queda como herramienta recortar el salario a los funcionarios de primer y segundo nivel; subir la tarifa del predial y el agua potable no es la salida.

recorte_a_salarios_de_funcionarios_alcaldes_de_mexico_diciembre_2016

Es una total incongruencia cómo pretenden enfrentar los ayuntamientos los recortes al gasto, pues quieren tocar todo menos su propio salario. Así escuchamos decir al presidente que habrá reducción en la nómina, sí, esa misma nómina que infló al inicio de su administración para pagar los favores políticos. Por otra parte se le escucha decir que habrá reducción al gasto corriente, que se economizarán diversas áreas, pero todo es una simulación. Nadie, ningún alcalde, quiere recortar la nómina ni reducir salarios a los miembros de su gabinete, por la simple y llana razón de que les debe el favor de su victoria, así que ante esa circunstancia ya conocemos el plan.

La mayoría de los gobiernos municipales del país están anunciando un 5 por ciento en promedio de aumento al servicio de agua potable, incluso algunos hasta un 7 por ciento. El mismo aumento se lo están generando al predial, con el pretexto de que zonas consideradas como bajas ahora las consideran zonas medias, sólo porque las casas ya se ven decentes. La única diferencia es que esas zonas habitacionales no alcanzaron la decencia de la noche a la mañana, sino después de 20 años de sacrificio de sus dueños… “pero felicidades, ya no son zona popular, ya subieron de categoría”, ahora paguen más.

Hay sectores sociales, incluso dentro de las esferas del gobierno, donde se cree que gobernar es difícil, que es todo un reto intelectual hacerlo, pero cuando tienes la voluntad de mejorar las condiciones para los gobernados, se convierte en lo más sencillo. Convertir la prioridad gubernamental en el simple “NO JODER”, es el secreto de los buenos gobiernos, y los resultados comienzan a hablar.

Pero después de todo, aunque sí es un reto trabajar con menos recursos, si llega menos, gastemos menos, costemos menos… y eso va para ustedes gobernantes y funcionarios.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: