Seguir viendo

Revive pulmón en el Valle de México.

Sierra de Gadalupe Noviembre 2013La Sierra de Guadalupe es una de las pocas fuentes de oxígeno que aún se conservan en el norte de la zona metropolitana del Valle de México (ZMVM). No obstante, desde hace varios años la región padece problemas como asentamientos irregulares que se extienden desde las faldas hasta las cimas de algunos cerros, además de acumulación de basura, incendios forestales, entre otras formas de perturbación a los ecosistemas.

Según cifras de la Secretaría de Medio Ambiente local, en lo que va del año, los reportes de conflagraciones se han incrementado 40 por ciento con respecto a 2012, a pesar de que se ha avanzado en la conservación de este recinto natural. Un botón de muestra es que en abril pasado fue clausurado el basurero municipal de Tultitlán, ubicado en plena serranía. Actualmente el ayuntamiento efectúa trabajos de saneamiento del lugar.

Poco más de 80 por ciento de este conjunto montañoso —cuyo nombre oficial es Parque Estatal Sierra de Guadalupe— se asienta en territorio mexiquense, en los municipios de Coacalco de Berriozábal, Ecatepec de Morelos, Tlalnepantla de Baz y Tultitlán. El resto forma parte de la delegación Gustavo A. Madero del Distrito Federal.

Responsabilidad compartida.

Según cifras del gobierno del Estado de México, en 35 años el sistema montañoso ha perdido 2 mil hectáreas debido, principalmente, al avance de edificaciones en los linderos de la zona. Para frenar la crisis ecológica, en 2012, los alcaldes en turno de los municipios mexiquenses donde se asienta dicha área natural decidieron unir esfuerzos, bajo la coordinación del gobierno estatal, para conformar el Fideicomiso para la Preservación y Conservación del Parque Estatal Sierra de Guadalupe, cuya superficie abarca 5,293 hectáreas.

“Los cuatro munícipes que actualmente estamos en funciones acordamos continuar con el convenio. El monto inicial fue de 1.5 millones de pesos (mdp), con recursos que cada ayuntamiento aportó, según la porción territorial que le corresponde a cada entidad. En lo que va de este periodo, los fondos superan actualmente 2.5 mdp”, refiere Sandra Méndez Hernández, presidenta municipal de Tultitlán.

El gobierno del Distrito Federal (GDF), a través de la Dirección General de Recursos Naturales, se encarga de realizar tareas de protección y conservación de la parte que se ubica en el territorio capitalino.

“La delegación Gustavo A. Madero no forma parte del convenio, sin embargo nos coordinamos para conocer nuestros límites de actuación y apoyarnos con acciones de prevención y combate de incendios. Además compartimos información técnica de interés para cada entidad”, apunta Leonardo Villegas Sepúlveda, Foto: cortesía deL Grupo parlamentario del PRI director de Desarrollo Urbano y Medio Ambiente de Ecatepec.

DETENER LA MANCHA URBANA.

Alan Miguel Escalante, director de Desarrollo Urbano de Coacalco, comenta que dicha entidad trabaja en la creación de un fondo municipal para aportar capital adicional al Fideicomiso. También asegura que las alcaldías han recurrido a organismos como el Banco Mundial (BM) y la Organización de Naciones Unidas (ONU), para conseguir más recursos.

Alan Miguel Escalante explica que en el corto plazo se tiene programada la construcción de un circuito vial que conectará al parque estatal con los municipios de Tultitlán y Tlalnepantla. Asimismo, se tiene prevista la adecuación de entradas a la reserva ecológica, como parte de un proyecto de delimitación física. El gobierno del Estado de México gestionó recursos por 58 mdp para construir 30 kilómetros de barda perimetral, de los 65 que se requieren en total para proteger el área natural del crecimiento de la mancha urbana. La Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) trabaja en la validación de dicho proyecto. En ese orden de ideas, el municipio de Coacalco ha iniciado procedimientos administrativos de recuperación del terreno en la Sierra de Guadalupe. La alcaldía sólo espera el veredicto de la Fiscalía Especializada en Delitos Ambientales del Estado de México para proceder con los desalojos de los asentamientos irregulares.

Los municipios que conforman el Fideicomiso para la Preservación y Conservación del Parque Estatal Sierra de Guadalupe firmaron una minuta de trabajo para destinar recursos al mantenimiento del sistema que vigila la región para evitar incendios provocados por descuido o vandalismo.

Alan Miguel Escalante comenta que también se tiene prevista la creación de un atlas de riesgos que permita detectar las zonas proclives a padecer inundaciones y desplazamientos de tierra.

 

Footer Ecosustentable noviembre 2013

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: