Un difícil comienzo

Publicado Por

José PoncePuente de Ixtla, Mor.- En noviembre de 2009, José Moisés Ponce Méndez tomó protesta como presidente municipal de Puente de Ixtla, Morelos; sin embargo, el comienzo de su gobierno no fue nada sencillo debido a que la administración anterior no llevó a cabo el proceso de entrega-recepción del gobierno conforme a la ley.

“No quisieron entregarme, así que empecé sin un solo expediente”, dice. Además, tuvo que ingresar a las oficinas del ayuntamiento con ayuda de un cerrajero y en presencia de un agente del Ministerio Público, debido a que las puertas del edificio estaban cerradas.

Tras estos hechos, el gobierno de Ponce levantó una denuncia por distintas irregularidades. “Nosotros seguimos un procedimiento legal al levantar una denuncia administrativa para que no dijeran que por omisión no cumplimos, y ahí quedó”, comenta en una plática con Alcaldes de México.

Pero las dificultades para el entonces nuevo alcalde no pararon ahí dado que existían múltiples demandas laborales contra el municipio, con laudos y sentencias, lo que complicaba el panorama, no obstante, aun cuando la situación no tiene una solución inmediata ya que todos los procesos deben cumplir con tiempos y formas, el edil advierte que se trabaja para continuar con los proyectos de su administración.

“Hay obras que se ven y otras que no se ven, como la educación, el apoyo a los campesinos con el fertilizante, con la semilla, otros apoyos que se les da a la gente, esas cosas no se ven. Las acciones se ven hasta que uno le quita los baches a las calles, hasta que se pavimenta o hacemos alguna construcción. Ésas se ven, pero igualmente son importantes unas y otras, y creo que a pesar de que llegamos con un panorama complicado hemos avanzado.”

Respecto al trabajo de los alcaldes, reconoce que en muchos casos hace falta visión, “creo que a veces se llega a la presidencia municipal sin tener idea de qué es lo que va a pasar”. Añade que cuando existe cierta experiencia por parte de los ediles se puede visualizar cierto rumbo, se puede programar el desarrollo municipal con planes inmediatos y de largo plazo pero hace falta más preparación.

EDUCACIÓN, BASE DEL DESARROLLO

Paseo por la historia“No hay municipio pequeño”, y los retos, como la generación de empleo, el desarrollo social o la seguridad pública en sus comunidades, así como el compromiso con la ciudadanía, es igual para todos los alcaldes, afirma Moisés Ponce. “Enfrentar la situación no es cuestión de tamaño, creo que aquí es cuestión de vocación, de visión, de actitud del presidente municipal, y creo que chiquito o grande, la responsabilidad es la misma, uno tiene que buscarle.”

Con alrededor de 60 mil habitantes, Puente de Ixtla es un municipio dedicado principalmente a la actividad agropecuaria, y en donde uno de los problemas principales es la falta de empleo. Por ello, asegura su alcalde, es fundamental apoyar la educación de los niños y jóvenes en la localidad, para que así se pueda aumentar el desarrollo productivo y mejorar la calidad de vida de la población.

“Trabajamos mucho en las escuelas. A mí me gustan esos programas donde los niños toman por un día el papel de autoridades y desarrollan un cabildo, por ejemplo, y veo que toman decisiones con responsabilidad. Eso lo vamos a hacer en el municipio porque me parece importante desde el punto de vista educativo y cívico, para sembrar en cada niño una semilla para ser mejores ciudadanos”, explica.

“Tengo la seguridad de que a los niños que participan en ese tipo de ejercicios no se les olvida, y si son muchos los chicos que podemos llevar a eso y que se vaya multiplicando esa actitud, esa conciencia, ahí tengo mucha confianza”, expresa. No obstante, reconoce que estas acciones son sólo un “pequeño grano de arena” en la aportación que se requiere para fortalecer la educación de la juventud no sólo en el municipio, sino en el estado y el país en su conjunto.

El alcalde externa su orgullo y detalla que el año pasado, Puente de Ixtla logró aportar un monto de 50 mil pesos al Programa de Escuelas de Calidad, de la Secretaría de Educación Pública, una cifra importante para un ayuntamiento como este. “Tenemos que apoyar la educación porque eso es lo que nos va a permitir, como pueblo, desarrollarnos y alcanzar otros niveles de bien, por eso es importante”, refiere.

DIFÍCIL, ATRAER INVERSIÓN

Atención socialPero las expectativas del edil —que llegó a la presidencia municipal bajo la bandera del Partido Revolucionario Institucional (PRI) —, no se quedan únicamente en los más pequeños, ya que considera que se pueden establecer algunas carreras profesionales en el municipio, con el apoyo de la universidad del estado.

“La universidad puede poner unas tres o cuatro carreras provisionales ahí en el municipio, se pueden poner en las mismas instalaciones de la preparatoria, y eso ya lo he platicado con el rector, pero falta la atención final porque la infraestructura ahí está, falta poner algunas cosas y yo les he ofrecido el apoyo de la presidencia municipal en lo que se pueda.”

Ponce Méndez considera que buscar un mayor desarrollo profesional y educativo en la entidad vale la pena, pero en tanto se logra que la semilla rinda frutos, es necesario apoyar la actividad productiva, sobre todo en el sector agropecuario. Para ello, su administración ha apoyado a los productores de la región con el otorgamiento de fertilizantes y otros insumos.

Además, indica que el municipio tiene el potencial para que se instalen empresas relacionadas con la agroindustria, como por ejemplo, compañías deshidratadoras de legumbres o frutas.

En este sentido, menciona que está en manos de la administración municipal ofrecer las condiciones de servicios y seguridad para atraer a los inversionistas, aunque no ha sido una tarea sencilla. “En cuestión de trámites para instalar las empresas resulta más complejo porque uno quisiera simplificar, pero no es tan sencillo porque hay cosas que ya están establecidas desde otros niveles de gobierno.”

Por eso considera que se debe dar mayor libertad de acción a los ayuntamientos para que estos simplifiquen y establezcan distintos procedimientos y trámites para instalar negocios.

En materia de seguridad pública y combate al crimen organizado, menciona que Puente de Ixtla no está exento de estos problemas que atañen a todo el país, aunque en el municipio la inseguridad no es un “detonante sobresaliente”. “Hay problemas, desafortunadamente, como en todos los municipios del país, pero aquí vivimos con relativa tranquilidad en materia de seguridad”, dice.

En los últimos meses, las autoridades de la Policía Federal Preventiva (PFP) han realizado operativos en los que se han detenido a presuntos integrantes de grupos delictivos, como la llamada Familia Michoacana, además de asegurar armas de alto calibre, drogas y vehículos robados

Sobre los proyectos a futuro, Ponce —quien también es vicepresidente de la Asociación de Municipios de México (AMMAC)— reconoce que para lograr resultados de largo plazo, que realmente benefi cien a la ciudadanía, se tiene que compartir el éxito con la siguiente administración.

Para este año, el edil estima concretar distintos proyectos como la construcción de un centro de desarrollo del DIF regional, así como un libramiento en la cabecera municipal que permita un mejor acceso. De igual modo, enfatiza la importancia de atender los problemas del sector educativo y de salud.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: