NVS

En seguridad, más participación ciudadana

“Los municipios del país aspiramos a tener un modelo de seguridad pública que, además del mantenimiento del orden público y de la protección a la integridad física, patrimonial y jurídica de los ciudadanos, genere las condiciones para la vigencia de los derechos humanos y con ello se posibilite el desarrollo de todas y cada una de las personas que habitan nuestro municipio”, asegura Lorena Martínez Rodríguez, presidenta de la Conferencia Nacional de Seguridad Pública Municipal (CNSPM).

En entrevista con Alcaldes de México, habla sobre la vinculación en materia de seguridad pública entre el Gobierno Federal y los municipios.

“Este modelo de seguridad pública debe estar orientado a la cultura de la paz, a la cultura de la legalidad, a la cohesión social y reconstrucción del tejido social, privilegiando la atención al bienestar de las personas y los derechos humanos, reposicionando a la ciudadanía como actor clave de su propio desarrollo y como el principal objeto de la protección del Estado”, expone.

La vinculación entre los municipios, los gobiernos estatales y la Federación para trabajar a favor de la seguridad pública recae en el Sistema Nacional de Seguridad Pública (SNSP), instancia de la Secretaría de Gobernación que sienta las bases de coordinación y de distribución de competencias en materia de seguridad pública entre los tres órdenes de gobierno, bajo la directriz del Consejo Nacional de Seguridad Pública.

“Las policías, los ministerios públicos, autoridades penitenciarias y las dependencias de seguridad pública a nivel federal, local y municipal trabajan de manera conjunta, lo que permite que el nuevo Sistema Nacional de Seguridad Pública refuerce y consolide la estrategia de seguridad del Estado”, destaca Martínez Rodríguez, quien también es alcaldesa de Aguascalientes.

BIEN REPRESENTADOS

En las reglas de organización y funcionamiento de la CNSPM se establece que: “La Conferencia deberá procurar, en todo momento, representar los intereses en materia de seguridad pública, de todos los municipios y delegaciones del Distrito Federal”.

“A través de la CNSPM impulsamos la coordinación para facilitar que cada nivel de gobierno cumpla de manera más eficiente y eficaz su responsabilidad en materia de seguridad, pugnamos porque la Federación y los gobiernos estatales respeten y apoyen la facultad y responsabilidad que en prevención tenemos los municipios”, asegura la munícipe hidrocálida.

Experiencia en AguascalientesSe trata, dice, de enfatizar las estrategias y acciones complementarias y articuladas, que para la seguridad pública y la seguridad ciudadana se tienen que realizar en los tres ámbitos de gobierno.

Este acercamiento entre municipios y la administración del Gobierno Federal en esta materia, hasta hace algún tiempo había sido escaso y muy acotado. Pero, además de la CNSPM, actualmente existen otras organizaciones y fondos para fortalecer las acciones en el combate contra la inseguridad, como son la Red de Municipios por la Seguridad y Convivencia Ciudadana, así como el Subsidio para la Seguridad Pública de los Municipios (Subsemun).

“Nos interesa ir delimitando y apoyando las responsabilidades y competencias que cada ámbito de gobierno tiene en materia de seguridad.

“Adicionalmente, a través de la CNSPM se impulsa que nuestra participación como municipios sea más activa, no sólo como ejecutores de los lineamientos federales, sino que, como poseedores del conocimiento más cercano de la realidad y de las necesidades de la ciudadanía, propongamos políticas, estrategias y líneas de acción que contribuyan a mejorar el bienestar y la calidad de vida de nuestras comunidades”, asevera.

QUÉ HACER

Lorena MartínezLorena Martínez plantea que la experiencia internacional ha demostrado que el combate frontal del crimen y la represión no son suficientes para atender la problemática. La inseguridad, dice, es un fenómeno multicausal que se expresa en diversas formas de violencia y que implica diferentes y complejas problemáticas, por lo que requiere de una visión comprensiva y una atención multifactorial.

“En México contamos con un mosaico muy diverso en las condiciones de nuestros municipios y en materia de seguridad no es la excepción. Las instituciones policiales poseen características diferenciadas en cuanto a composición, tamaño y presupuesto”, expone.

Además, reconoce, algunas de éstas se encuentran permeadas por la delincuencia, la corrupción y la impunidad; otras no cuentan con controles efectivos ni sistematización, entre otros problemas.

ParquePor ello, considera que las políticas de seguridad ciudadana que impulsen los ayuntamientos deben atender de manera frontal la corrupción en los cuerpos de seguridad, así como la inequidad en la distribución del ingreso y en las oportunidades de desarrollo de los grupos en situación de vulnerabilidad y la desintegración familiar. Adicionalmente, deberán fortalecer y promover una activa participación ciudadana, una atención eficaz y humana a las víctimas del delito, y una reglamentación clara y específica sobre el uso de la fuerza pública.

“Desde la presidencia de la CNSPM estamos pugnando también para obtener mayores recursos, así como para regionalizar las reglas de operación en cuanto a la designación y confluencia de circunstancias que pueden poner en riesgo a la ciudadanía, con el fin de que más municipios puedan recibir los fondos.”

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: