A la caza de leyendas

 

Vampiros, vikingos, duendes y monstruos acuáticos han conquistado el imaginario global en torno a las leyendas sobre estos entes míticos, cuya importancia trasciende más allá del mero entretenimiento, ya que países como Rumania, Irlanda, Escocia o Noruega han puesto en marcha campañas para promover su turismo nacional, con base en estos personajes.

En Rumania, por ejemplo, la derrama económica que dejan los visitantes atraídos por la leyenda de Drácula, el famoso vampiro creado por Bram Stoker, es de nueve mil millones de dólares (mdd) anuales. Y aunque este país posee otros atractivos turísticos como Bucarest y los Monasterios Pintados, el público que recorre esa nación europea no puede resistirse a pagar los cerca de 1,700 dólares que cuesta un tour por la mítica Transilvania, el cual incluye una visita al Castillo de Bran, al que se le ha adjudicado haber sido la morada en la Edad Media del héroe nacional rumano, Vlad Tepes III —en el que Bram Stoker se inspiró para crear al vampiro más famoso del mundo— aunque en realidad nunca lo habitó.

Para el antropólogo egresado de la Escuela Nacional de Antropología e Historia (ENAH), Joaquín Praxedis Quesada, los mitos y leyendas hablan de un origen universal, «son necesarios como elemento de cohesión, y promueven la conservación y la trascendencia de costumbres y tradiciones. Explican a los seres humanos por qué ocupan el espacio que les corresponde e integran a los grupos en torno a sí mismos».

El turismo de leyendas también es un atractivo importante para algunos municipios mexicanos donde se mezclan los mitos, la historia, las tradiciones y la cultura popular, que de inmediato captan el interés de visitantes extranjeros y nacionales, quienes gustan de apreciar las celebraciones en torno al Día de Muertos, la Llorona, el Callejón del Beso, las leyendas de los nahuales o de los volcanes, sólo por mencionar algunos ejemplos.

El Día de Muertos representa la fuente de ingresos más atractiva para el turismo de leyendas en la Ciudad de México. En 2013 obtuvo una derrama económica de 265 millones de pesos (mdp), según cifras de la Secretaría de Turismo del Distrito Federal.

Mientras que en Guanajuato, la actividad turística representa 9.4 por ciento de su producto interno bruto (PIB), cuyas atracciones principales para los 20 millones de visitantes anuales giran en torno a leyendas como la del Callejón del Beso, la Calle del Truco, las Momias de Guanajuato y la Llorona. Aunque a ésta parece gustarle más el Distrito Federal.

El jefe delegacional en Xochimilco, Miguel Ángel Cámara Arango, explica que el espectáculo de la Llorona recibe cada temporada, entre octubre y noviembre, cerca de 30 mil espectadores en el embarcadero de Cuemanco, lo que lo convierte en un importante atractivo turístico para la zona.

En entrevista con Alcaldes de México, el funcionario adelanta que ya se preparan nuevas representaciones en los islotes de la zona chinampera, acerca de los mitos de los nahuales y otras leyendas de la demarcación, con lo cual se pretende aumentar el flujo de visitantes para la próxima temporada de Día de Muertos.

La Secretaría de Turismo capitalina reporta que entre enero y diciembre de 2012, la ocupación hotelera en Xochimilco fue de 62 por ciento, mientras que en 2013 alcanzó 65 por ciento.

Caza, LeyendasPara el funcionario, el turismo de leyendas debe ofrecer productos variados, como la gastronomía y las artesanías, los cuales ayudan a que las estrategias para atraer más visitantes sean efectivas.

«Xochimilco es uno de los puntos más frecuentados por turistas nacionales y extranjeros, gracias a la promoción que se ha realizado como parte de la Red de Ciudades de Patrimonio Intangible en países como Cuba, Chile, Croacia, Corea del Sur y China”, comenta el jefe delegacional.

Según datos de la delegación, una cuarta parte de los habitantes de Xochimilco dependen de la industria turística, por lo que se han implementado mejoras en la zona, como la apertura del embarcadero número 12, con una ruta que conduce al Museo Arqueológico de Santa Cruz Acalpixca, además de un trayecto en turibús que llega a los embarcaderos de Nativitas y Cuemanco, acercando al público a una experiencia que mezcla las leyendas y los mitos con el ecoturismo.

Mitos que dejan dinero

Caza, LeyendasEn otras entidades del país, como Querétaro, también hay leyendas populares que cautivan a los visitantes, como la de la casa de la Zacatecana, una mujer que en el siglo XVII mandó matar a su marido, después mató al asesino material de su cónyuge, pero al poco tiempo, ella amaneció muerta sin que se supiera quién la había privado de la vida. La leyenda cuenta que el ánima de la Zacatecana se asoma por las ventanas de la que fue su residencia y hoy en día está abierta a los turistas.

Éste y otros mitos como el de el Charro Negro, en la Peña de Bernal, conforman un fuerte atractivo que, según datos de la Cámara Nacional de Comercio (Canaco), en el puente vacacional del 15 al 17 de marzo pasado dejó una derrama económica de cerca de 100 mdp adicionales a los que recibe dicha entidad cada fin de semana.

México es un punto de referencia mundial para la aventura y el conocimiento de los mitos y leyendas, sin embargo, es imprescindible avivar en sus habitantes el interés por sus raíces. Al respecto, Praxedis Quesada asegura que «es fundamental fomentar entre los niños el interés por la apropiación del patrimonio cultural de su región, para lograr un turismo exitoso».

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: