Nuevos gobernadores electos

Urna gobLos procesos electorales en el Estado de México, Nayarit, Hidalgo y Coahuila, que mantuvieron la atención de la opinión pública, concluyeron sin grandes sobresaltos, por lo que ahora la atención se centra en Michoacán que es la última parada del calendario electoral de este año.

En el Estado de México, donde Eruviel Ávila Villegas fue ungido con la victoria, se confirmaron las tendencias en el sentido de que el PRI mantendría la gubernatura de la entidad. El ex alcalde de Ecatepec ganó con más de 64.9 por ciento de los votos, pero un dato relevante es el abstencionismo ya que sólo participó 46 por ciento del padrón electoral.

Otro de los casos relevantes fue Hidalgo, donde el PRI ganó 43 presidencias municipales, esto es 51 por ciento, entre las que se incluyen la capital Pachuca y otras cinco ciudades importantes. Sin embargo, destaca que el número de alcaldías conquistadas por el tricolor es menor a las 53 que gobierna actualmente.

El resto de los ayuntamientos hidalguenses se dividieron como sigue: la alianza Hidalgo Nos Une, que aglutinó al PAN y PRD, ganó en nueve ayuntamientos; pero donde esos partidos compitieron por separado el PAN ganó en ocho alcaldías, en tanto que el PRD obtuvo siete. Asimismo, el Partido Nueva Alianza se levantó con siete alcaldías.

En Nayarit, donde el PRI ganó la gubernatura, con Roberto Sandoval, los resultados en las presidencias municipales fueron más heterogéneos. El PRI ganó nueve alcaldías, incluida Tepic, la capital del estado; mientras que el PAN obtuvo igual número de triunfos; en tanto que el PRD ganó un ayuntamiento y el PRS, partido local, también ganó uno.

Por lo que respecta a Coahuila, el triunfo en la gubernatura fue para el priista Rubén Moreira, quien es hermano del anterior gobernador Humberto Moreira. Hasta el cierre de esta edición, el gobernador electo coahuilense era el único de los tres nuevos mandatarios estatales que recibió su constancia de mayoría.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: