Movilizar al electorado en tiempos de pandemia

Por Heli López Juárez*

«La clase política y los aspirantes no tienen ideas de cómo llegar a la gente sin acarrearla»

 

La creatividad nunca ha sido característica de la clase política, y tendrán que buscarla hasta debajo de las piedras para convencer a la distancia a la gente. Congregar, hoy más que nunca, será visto como terrorismo, mientras que dispersar como una labor social.

A menos de 150 días de la jornada electoral en la que se renovará la Cámara de Diputados y en algunos estados de la República, gubernaturas, presidencias municipales y diputaciones locales, sigue siendo evidente la carencia de creatividad para mover al electorado hacia un mensaje en concreto. La clase política y los aspirantes no tienen ideas de cómo llegar a la gente sin acarrearla. Será momento, entonces de escuchar las voces de especialistas en comunicación política, en muchos casos relegados a generación de contenidos mediáticos, para que sean ellos y ellas quienes encabecen una campaña política que exigirá la mayor distancia posible de la gente.

Esta creatividad de la que hablo tiene que ver con la forma en la que se convencerá a la gente, y hay temas prioritarios: seguridad, desempleo, crisis económica, salud.

Tendrán que generarse, entonces, no sólo campañas a través de las plataformas digitales, pues esas sólo llegarían al público más joven, pero también se requiere llegar al público que no está tan conectado y que deberá ejercer su derecho político al voto.

¿Qué podrán hacer los candidatos y candidatas si no pueden estar entre la gente? Comenzar a estar del lado de la gente y de sus necesidades. Hoy más que nunca se requiere mucha empatía, porque miles y miles de personas perdieron sus empleos a raiz de la pandemia, muchas, muchas más, murieron a causa del COVID-19, y otras tantas más serán despedidas por cierres de negocios y quiebre de empresas, y seguiremos lamentando muchas muertes más.

Entonces, ¿Qué reto tienen los y las aspirantes a un cargo de elección popular? El reto es no movilizar al electorado, sino movilizar sus acciones, y que los políticos presenten sus resultados en lugar de sus ambiciones, que presenten sus logros y no su hambre de poder. Que no movilicen, sino que muevan las conciencias de quienes están tan decepcionados de sus gobernantes, como para volver a confiar en ellos.


*Heli López Juárez

Es periodista en Michoacán, catedrático en la Universidad Contemporánea de las Américas en Uruapan, especialista en periodismo político, consultor en comunicación política, miembro de la Asociación Nacional de Locutores de México.

 

 

Facebook: @HeliLpzJrz

Twitter: @HeliLopezJuarez

LinkedIn: Heli López Juárez

Deja un comentario

87882
A %d blogueros les gusta esto: