Persiste desigualdad de género en la administración pública federal: IMCO

La presencia de mujeres al interior de las secretarías de Estado, a pesar de estar mejor preparadas, disminuye conforme se eleva el puesto y el nivel de ingresos, además de ganar 10% menos que los hombres en los puestos de mando medio y superior, reveló el Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO).

Aunque nueve de las 19 secretarías de Estado están encabezadas por una mujer, así como una distribución paritaria en el Congreso de la Unión, la desigualdad de género en la Administración Pública Federal (APF), persiste, señaló el IMCO tras analizar más de 290 instituciones del Gobierno federal, con énfasis en el puesto y nivel de ingresos de más de 168 mil personas que trabajan en las secretarías federales.

Entre los hallazgos, el IMCO señala que la presencia de mujeres al interior de las secretarías de Estado disminuye conforme se eleva el puesto y el nivel de ingresos. Solo el 30% de las direcciones generales son ocupadas por mujeres, mientras que este porcentaje disminuye a 28% para las jefaturas de unidad, el tercer puesto de mando más alto.

Esta baja participación de las mujeres en los puestos más altos tiene un impacto en la brecha salarial. En las secretarías de Estado, las mujeres ganan, en promedio, 10% menos que los hombres en los puestos de mando medio y superior.

Las mujeres se encuentran subrepresentadas en los puestos directivos dentro de las instituciones del Gobierno federal, lo que refleja una desigualdad en los puestos y salarios dentro de la estructura gubernamental. Otros hallazgos que lo confirman:

  • Aunque las mujeres tienen mayor nivel de escolaridad, persiste la desigualdad en los puestos. El 43% de las servidoras públicas cuenta con una licenciatura, en contraste con el 35% de los servidores públicos. Sin embargo, hay 33% menos mujeres en los puestos de mando.
  • En la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano, y en la Secretaría de Educación Pública no hay mujeres al frente de las jefaturas de unidad. Existen tres puestos y ninguno lo ocupa una mujer.
  • En la APF, por cada 100 pesos que gana un hombre, una mujer percibe, en promedio, 74 pesos. La brecha salarial promedio es de 26%. A pesar de que el Gobierno federal cuenta con un tabulador de sueldos, este no compensa la desigualdad de género que existe en los puestos directivos. Una menor participación de las mujeres en los cargos jerárquicos más altos tiene un impacto en la brecha salarial.
  • Solo el 6% de los puestos de jefatura de unidad en el mayor nivel de ingreso (154 mil 472 pesos) es encabezado por una mujer. A pesar de que existe paridad en las secretarías de Estado, esto no se traduce en todos los niveles.

En la medida en que se identifiquen las principales brechas de género, así como las barreras en el acceso y promoción de mujeres a puestos directivos dentro del Gobierno federal, será posible implementar acciones informadas para disminuir estas desigualdades. Para ello, el IMCO Propone:

  • Aprovechar estos resultados para hacer un autodiagnóstico de brechas de género en cada institución del Gobierno federal.
  • Alinear las acciones de las secretarías de Estado con la inclusión de más servidoras públicas en los puestos directivos.
  • Incluir y publicar los indicadores de género en el portal de la Secretaría de la Función Pública.
  • Detallar las acciones del Programa Nacional para la Igualdad entre mujeres y hombres 2020-2024 para alcanzar los objetivos planteados en el Gobierno federal.
  • Actualizar los indicadores y las acciones implementadas por el Instituto Nacional de las Mujeres (Inmujeres).
  • Difundir las acciones de las instituciones federales para monitorear el avance.
  • Promover las prácticas de igualdad laboral que se certifican en la Norma 025.

 

Descubre más.

Deja un comentario

89933
A %d blogueros les gusta esto: