NVS

El Edomex tiene nueva “fábrica de agua”

Publicado Por

Nevado de TolucaNumeralia TolucaEl Parque Nacional del Nevado de Toluca (PNNT) —que se extiende sobre los dominios del extinto volcán Xinantécatl— es considerado una “fábrica de agua” por aportar 60 por ciento del recurso que recibe el acuífero del Valle de Toluca, del cual se nutren los ríos Lerma y Balsas, dos de los afluentes más importantes de México.

Sin embargo, esta zona de 46 mil 784 hectáreas se ha visto amenazada no sólo por la deforestación, el pastoreo y las alteraciones en el uso del suelo, sino también por el cambio climático, principalmente la cuesta nororiental del Nevado, que es la más deteriorada.

Ubicado dentro de la subcategoría de parques, el PNNT es una de las 174 áreas declaradas como protegidas a nivel nacional. No obstante, en los últimos 70 años, la zona perdió más de 50 por ciento de sus bosques a una velocidad de 156 hectáreas al año —23.4 de las cuales corresponden al ayuntamiento de Toluca—, refiere Patricia Guadarrama Hernández, directora general de Servicios Públicos y Medio Ambiente del gobierno del municipio mexiquense.

Este hecho ha tenido un impacto negativo en el régimen hídrico, ya que en un periodo de 36 años —de 1964 a 2000— han disminuido los volúmenes de lluvia captados anualmente. Los días con granizo han sido menores. En la década de 1970 se presentaban en promedio Con un arduo programa de reforestación, recuperación de suelos y captación de agua, el Valle de Toluca restituye sus recursos hidráulicos 75 días al año, en la de 1980 fueron sólo 50 y en la de 1990 bajó a 43 días, refiere la funcionaria.

“Hasta la década de 1950, el volcán estaba permanentemente nevado. Sin embargo, en la decena de 1970 reportaba un promedio anual de 18 días. Además, el espesor de la nieve también ha variado, pues de 30 centímetros ahora sólo es de 10 centímetros. Estos datos reflejan un cambio en el régimen hídrico que resulta sumamente preocupante”, advierte Patricia Guadarrama.

Vinculado con lo anterior, el PNNT ha perdido gran parte de su fauna —venados, coyotes, conejos teporingos— y de flora nativa —árboles de oyamel, pino, zacatonal y páramo de altura—. Además, se ha observado que 70 por ciento de las plantas del área tiene problemas de plagas, tala o pérdida de fertilidad.

Plan de restauración

ConstrucciónConsecuentemente, fue necesario emprender acciones urgentes en materia de conservación de suelos y agua, así como de reforestación, para evitar un mayor deterioro que fuera irreversible, lo cual quedó plasmado en el Proyecto Integral para la Restauración de Suelos y Recuperación del Sistema de Captación de Agua en el Parque Nacional Nevado de Toluca.

Por sus resultados, la estrategia se hizo acreedora al Premio Nacional de Gobierno y Gestión Local 2011, que otorgan el Centro de Investigación y Docencia Económicas (CIDE), la Universidad de Guadalajara (UDG) y el Colegio de la Frontera Norte (Colef).

Ana Margarita Romo Ortega, directora de Medio Ambiente del gobierno municipal de Toluca, insiste en que la preservación del Nevado es un asunto de interés nacional, pues en él se originan las cuencas del Lerma y el Balsas, cuyo suministro beneficia a la zona metropolitana de Toluca y parte de la Ciudad de México.

José Ricardo Sánchez Rubio, vicepresidente del Club Rotario Valle de Toluca, hace ver que “la montaña y los parajes que la rodean están en situación crítica por el cambio climático, la tala ilegal, la deforestación, los incendios, el pastoreo y las invasiones”.

Así que en agosto de 2009 inició el programa de recuperación, encaminado no sólo a la protección, restauración, rehabilitación y mantenimiento de los ecosistemas boscosos, sino también a aumentar la filtración de agua.

Aspiración: que sea reserva de la biosfera

ReforestaciónSánchez Rubio detalla que, junto con Pro-Bosque —el órgano del gobierno del Estado de México para el cuidado forestal—, funcionarios estatales y federales discutieron acerca del gran problema de la sobreexplotación de los acuíferos del Valle de Toluca, la deforestación y otros problemas.

Desde entonces, especialistas, empresarios y autoridades de los tres órdenes de gobierno trabajan en la preservación del Nevado de Toluca o volcán Xinantécatl, acciones que se pretende reforzar mediante el cambio de estatus de parque nacional a otro como el de reserva de la biosfera. Esta reforma le daría mayores oportunidades de sobrevivencia a la zona boscosa del coloso, cuyo cráter convertido en dos lagunas es una de las grandes maravillas de la naturaleza, refiere el líder rotario.

Por las acciones de conservación, el PNNT también ofrece servicios ambientales como la infiltración de agua, captura de carbono, generación de oxígeno y regulación del clima.

Tinas ciegas

Con base en el análisis de los funcionarios y expertos “se detectó que lo más importante para la filtración del agua era detener los escurrimientos por medio de zanjas, también llamadas tinas ciegas. No es otra cosa que una cepa de 50 centímetros por dos metros, en donde al escurrir el agua cae en la trampa y a través de ella se infiltra” al subsuelo, comenta Sánchez Rubio.

Así fue como se reunieron los clubes rotarios del Valle de Toluca, del Suroeste, de Zinacantepec, de Metepec y el recién instituido de Ixtapan de la Sal, que en conjunto consiguieron 100 mil pesos para adquirir equipo y pagar la mano de obra, todo bajo la supervisión técnica del gobierno municipal. Se construyeron 12 mil cepas a cargo de los clubes rotarios, y otras 12 mil por cuenta del gobierno municipal.

Lo anterior formó parte de la primera fase del Proyecto Integral para la Restauración de Suelos y Recuperación del Sistema de Captación de Agua en el PNNT, comenta Ana Margarita Romo.

Pero las estrategias no se detienen ahí. En lo que va del año se han trazado 21.5 kilómetros de cinturones negros —quemas controladas para evitar la combustión de pastos— en diversos parajes de los bienes comunales de Santiago Tlacotepec y la construcción de 13 mil tinas ciegas adicionales en diversos parajes de los bienes comunales.

De 2008 a 2012 se han plantado un total de 2 millones 439 mil 892 árboles dentro de Santiago Tlacotepec, de los cuales 1 millón 201 mil 639 fueron plantados durante la presente administración, precisa Ana Margarita Romo.

Guillermo Legorreta

Fomentar liderazgo social

La funcionaria local informa que, como parte del plan para este año, se tiene previsto avanzar hacia el desarrollo local sustentable. “Se seguirá impulsando el proyecto de recategorización del PNNT hacia una figura jurídica que responda a las necesidades reales, que permita desarrollar proyectos productivos y mejorar la condición del parque reconvirtiendo parcelas agrícolas a su vocación forestal.”

Patricia Guadarrama Hernández sostiene que el municipio de Toluca se ha impuesto como objetivo involucrar a la sociedad civil organizada, “lo que facilitará la obtención de recursos y la constitución de un modelo de gobernabilidad y de gestión ambiental corresponsable”. A largo plazo se aspira a la recuperación de 2 mil hectáreas de bosque en la sección municipal del PNNT.

En cuanto a los objetivos específicos, se prevé consolidar una red social que encabece los trabajos de recuperación del PNNT, instituir la participación ciudadana y el liderazgo de la sociedad civil, así como establecer un mecanismo de concurrencia y acopio de recursos.

Por lo que hace a los beneficios ambientales, la idea es aumentar la infiltración y la recarga de los mantos acuíferos para asegurar la productividad hídrica del PNNT, infiltrar en promedio 207 millones de litros de agua, incrementar la capacidad de generación de oxígeno, regular la temperatura al disminuir el calentamiento atmosférico, retener un mínimo de 2 millones de toneladas de suelo y evitar inundaciones y afectaciones a la infraestructura urbana por sedimentación de azolves en el valle de Toluca.

9 mil metros cúbicos de agua por habitante

Todo lo contrario ocurre en el bosque del Parque Nacional del Desierto de los Leones, en el Distrito Federal (DF), pues en un terreno de 25 hectáreas que van del Ajusco a la Marquesa se construyen casas, refiere Óscar Zires, presidente de Xoxoctli Altepematl.

Sólida reserva“De 2007 a 2011 se han edificado viviendas en suelo forestal, de 79 pasaron a 95 nuevas construcciones, ante la indiferencia y total apatía de la jefatura de gobierno del DF, y las delegaciones Cuajimalpa y Álvaro Obregón, que han sido notificadas y requeridas desde 2008 y brillan por su ausencia”, acusa el activista.

Teresa Gutiérrez Mercadillo, directora del Fondo para la Comunicación y la Educación Ambiental, reconoce que el plan de recuperación del Nevado de Toluca es de vital importancia, máxime cuando está de por medio la conservación y el aprovechamiento del agua.

“El problema es crítico y está en todos los niveles. La población se ha cuadruplicado de 1950 a la fecha. Antes teníamos una disponibilidad de agua de 18 mil metros cúbicos por habitante y hoy es menos de la mitad”, advierte la experta.

Dada la importancia y responsabilidad por cuidar y aprovechar el agua, Teresa Gutiérrez adelanta que la organización que encabeza presentará en 2013 una guía práctica para los funcionarios municipales, con el propósito de mejorar el uso de los recursos económicos y humanos en aras de hacer una óptima gestión del agua.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: