Cómo reciclar la basura electrónica

Adriana RochaLa incesante innovación tecnológica también trae consigo basura electrónica. Los dispositivos como smartphones, tablets, computadoras portátiles, pantallas, entre otros, tienen una vida útil corta y, si al término de ésta sus componentes no reciben un tratamiento adecuado, pueden resultar nocivos para los seres humanos y para su entorno.

Conscientes de las implicaciones que la basura electrónica tiene en el deterioro del medioambiente, decenas de municipios buscan concientizar a los ciudadanos sobre la importancia de reciclar estos residuos.

“Cuando los desechos se confinan correctamente se evita que contaminen el agua, el suelo y aire y se garantiza el bienestar y la salud de la población”, apunta Adriana Rocha, coordinadora de Medio Ambiente y Ecología del municipio de Purísima del Rincón, Guanajuato, el cual, desde 2010, ha puesto en marcha acciones para que los residuos no se conviertan en un problema.

Dicha tarea involucra a los ciudadanos, a los empresarios y al gobierno, de tal manera que sea posible diseñar incentivos para el acopio masivo de desechos. ¿Pero por dónde empezar? La funcionaria refiere que en el caso de Purísima del Rincón se recibió asesoría del Instituto de Ecología estatal. No obstante, los vínculos entre gobiernos no son la única opción, ya que existen empresas especializadas en la descomposición y disposición final de desechos tecnológicos, con las cuales las alcaldías pueden firmar convenios de colaboración.

“Es un esfuerzo conjunto”, comenta Daniela Orozco, directora de Acopio Nacional de Recicla Electrónicos México (Remsa), la cual desde hace cinco años trabaja con municipios mediante la puesta en marcha de jornadas de recolección masiva conocidas como reciclones y la instalación de puntos verdes. Hoy día promueve la campaña “Junta, entrega y recicla”, con el fin de dar todas las facilidades a los ciudadanos para desechar sus dispositivos desde su casa sin costo alguno. “El ciudadano coloca en una caja los aparatos, generamos una guía electrónica que él puede imprimir y nosotros pasamos a recoger el paquete para llevarlo a nuestra planta de reciclaje en Querétaro.”

LAS OPCIONES

Los beneficiosLos reciclones son jornadas de recolección de aparatos electrónicos que, por lo general, se organizan una o dos veces por año en las plazas públicas o en los estacionamientos de algún centro comercial.

Los puntos verdes son centros permanentes de recolección de dispositivos. En este esquema, los municipios deben destinar un espacio para el acopio. No necesariamente tiene que ser un local o bodega, basta con una área cubierta y con piso firme para el alojamiento de los residuos.

Gustavo Zepeda, secretario de Servicios Públicos del municipio de Querétaro, Querétaro, refiere que en dicha demarcación hay puntos verdes en siete delegaciones, los cuales están abiertos de lunes a sábado de ocho de la mañana a cuatro de la tarde. Gracias a este programa, en 2012 se recolectaron 24 toneladas, y en 2013 el total de desechos tecnológicos acopiados fue de 27 toneladas.

TvsEn ese orden de ideas, Luis González Barquín, titular de la Dirección de Ecología del municipio de Acámbaro, Guanajuato, destaca las ventajas de una cultura del consumo adecuado, reciclaje, buen destino y uso de desechos electrónicos. Próximamente habrá un reciclón en este municipio, así como actividades de concientización para los ciudadanos.

Desde 2010 se han realizado tres acopios masivos en Acámbaro. Asimismo, los pobladores tienen a su disposición un centro permanente de recolección mediante el cual se han recuperado 14 toneladas de aparatos.

La idea, apunta Adriana Rocha, es que poco a poco la población acuda por convicción a depositar los residuos. Entre 2010 y 2013, en Purísima del Rincón se recolectaron casi 37 toneladas de artículos de este tipo. “Este esfuerzo representó el ahorro de 2 millones 459 mil 87 litros de agua y 165 metros cúbicos de espacio liberado en el relleno sanitario”, detalla.

VENCER RESISTENCIAS

Que hacerPese a los avances, aún hay quienes conservan sus viejos aparatos porque piensan en el dinero que pueden obtener si en vez desecharlos los venden. No obstante, gracias a los convenios entre empresas privadas en la recolección y disposición final de aparatos electrónicos se han organizado jornadas de recolección masivas en 27 estados de la república, así como varios eventos intermunicipales como ha sucedido en Jalisco, Colima, Zacatecas, Guanajuato y Veracruz. Asimismo, dichas empresas ofrecen programas de concientización, pláticas en escuelas y capacitan al personal correspondiente en los municipios.

Las acciones de acopio, explica Daniela Orozco, no representan grandes gastos. En los reciclones, por ejemplo, las empresas apoyan con la logística de los eventos, mientras que los ayuntamientos se encargan de la difusión y de elegir un espacio público como sede de acopio. Para el caso de los puntos verdes, deben tener disponible una bodega, un local o un espacio abierto enrejado, con techo y piso firme, de tal manera que en época de lluvias las sustancias tóxicas no se filtren al subsuelo y contaminen los mantos acuíferos.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: