Sí a comicios en Guerrero y Michoacán

Arturo Sánchez Gutierrez descripción 2013

ine-MichoacanInicia un nuevo año con grandes retos para el país. El próximo 7 de junio se llevarán a cabo elecciones para diputados federales y elecciones locales en 16 entidades federativas, en nueve de ellas para gobernador, entre las que se incluyen Guerrero y Michoacán. Además, el 19 de julio habrá elecciones en el estado de Chiapas.

A propósito de estos comicios, en los últimos meses se han alzado voces diversas que han cuestionado la pertinencia de llevar a cabo elecciones, particularmente, en aquellas regiones del país en donde el conflicto y la protesta social se han materializado, incluso a través de la violencia.

Un ejemplo lamentable es la toma de instalaciones y la destrucción de módulos de atención ciudadana del Instituto Nacional Electoral (INE) en Guerrero, por parte de maestros integrantes de la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación de Guerrero (CETEG).

Ante estas expresiones, el INE ratificó su compromiso de ejercer su función pública esencial de organizar las elecciones para que la sociedad y los ciudadanos se expresen y convivan pacíficamente. Asimismo, el INE es y continuará siendo el espacio para el reconocimiento de la diversidad política y el ejercicio de las libertades y los derechos de todos los mexicanos.

Vale la pena destacar que no está en manos del instituto garantizar la seguridad pública. Está en manos del INE convocar —como en su momento lo hizo el Instituto Federal Electoral (IFE) en el difícil año de 1994— a todos los actores políticos y sociales a resolver los grandes problemas nacionales, a procesar nuestra legítima inconformidad y las demandas que los ciudadanos plantean por las vías pacíficas que ofrece el sistema democrático.

El nuevo año comienza después de que el INE ha tomado múltiples acuerdos para la organización de la elección en todos los rincones del país, de acuerdo con sus nuevas atribuciones y en cumplimiento estricto de la ley. La red nacional de oficinas del INE permite que el trabajo se mantenga y estemos listos para enfrentar cualquier reto que la realidad le presente a la Institución.

No todo el país enfrenta problemas como los de Guerrero, y los trabajos del INE no han sufrido tropiezos en lo general. Por lo tanto, el desafío ya no sólo consiste en organizar las elecciones del próximo 7 de junio, sino plantearse el fortalecimiento de las instituciones democráticas para reforzar, a su vez, la democracia en el país. Pocas instancias del Estado, como el INE, cuentan con el nivel de penetración en las entidades federativas, en los distritos electorales y en las comunidades de nuestro país para hacer cumplir ese propósito.

Toca ahora a todos los actores, ciudadanos, partidos, medios de comunicación autoridades electorales nacionales y locales, contribuir al fortalecimiento de la democracia, cada uno desde su propia trinchera, para que prevalezcan los mecanismos pacíficos en la toma de decisiones.

Que este nuevo año sea, en materia electoral, un nuevo ejemplo de civilidad y de lo mucho que los ciudadanos nos han dado mediante su participación activa y pacífica en los comicios federales. Todos debemos construir el escenario para que el próximo 7 de junio en la noche conozcamos a los ganadores de cada elección y además, celebremos la fiesta ciudadana por el éxito de haber consolidado nuestra democracia.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: