Nueva normalidad: Nuevo León vigila reactivación económica mediante indicadores

El número de camas ocupadas por pacientes con COVID-19, las tasas de transmisión y aumento de enfermedades respiratorias, son indicadores que el gobierno del Estado de Nuevo León utiliza en la implementación del plan «La nueva realidad con convivencia segura».

El plan contempla los siguientes indicadores primarios:

  • Las mil 88 camas para pacientes COVID con las que cuenta Nuevo León y en la actualidad son ocupadas en un 21.78 por ciento.
  • Las 276 camas de terapia intensiva tienen un 24 por ciento de ocupación.
  • Las mil 400 pruebas diarias que se realizan en el estado.
  • El número de casos primarios y tasa de transmisión por día en la última semana. El aumento de enfermedades respiratorias.

El gobernador Jaime Rodríguez Calderón indicó que si la reactivación económica modifica radicalmente estos indicadores, se tomarán otras medidas para evitar problemas de salud pública.

Los indicadores secundarios son las pruebas diarias realizadas en la última semana, porcentaje de pruebas positivas que en la actualidad es del 11.36 por ciento, promedio de decesos diarios por COVID (4.5 por ciento) y la tasa de desempleo.

A partir del 1 de junio, el sector de la construcción, minería, el ramo automotriz, así como la producción y distribución de cerveza iniciaron actividades.

Además de los protocolos sanitarios existentes, las empresas deberán implementar otros como el transporte privado para sus trabajadores, que las personas vulnerables y madres de familia realicen trabajo desde su casa, adquirir pruebas serológicas y contar con la APP COVID Radar.

Deja un comentario

83704
A %d blogueros les gusta esto: