Municipios con visión 2030

Autor: Sandra Herrera Flores, Asesora Principal del Programa PGAUI

El logro de los ODS dependerá en gran medida de las acciones a nivel local; es decir del desarrollo y gobernanza que vaya delineando y alcanzando cada municipio.

El 1 de julio pasado se inició una nueva etapa política en México que incluye el hecho inédito de la renovación de 1,612 administraciones municipales, incluidas las nuevas alcaldías de la Ciudad de México (INEGI, 2018). Es sin duda una muy buena oportunidad para que cada alcalde de México contribuya a la prosperidad, paz y cuidado del medio ambiente en su territorio, para la calidad de vida. Esto es a lo que se aspira en cada rincón del mundo a través de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible.

México se sumó al cumplimiento de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de la Agenda 2030 junto con 192 países miembros de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) en el año 2015. A diferencia de otros documentos de carácter multinacional, se espera que esta Agenda sea cumplida por gobiernos subnacionales y locales, es decir por estados y municipios.

En el ámbito estatal, la Conferencia Nacional de Gobernadores (CONAGO) instaló la Comisión para el Cumplimiento de la Agenda 2030; para mayo de este año, 28 de 32 estados contaban ya con mecanismos de seguimiento. Por otra parte, algunos municipios ya cuentan con sus comisiones y otros han reportado resultados identificando a qué ODS impactan.

La pregunta es, por qué más municipios deberían sumarse a una iniciativa como ésta y en este espacio vamos a darles una buena respuesta.

El logro de los ODS dependerá en gran medida de las acciones a nivel local; es decir del desarrollo y gobernanza que vaya delineando y alcanzando cada municipio. Los municipios tienen una posición única y privilegiada por su cercanía con las personas y los problemas cotidianos que, les permite no solo identificar claramente los problemas sino responder exitosamente con soluciones.

En principio, los alcaldes deben saber que adoptar los ODS en su planeación, no es una tarea que hacen aisladamente, es algo que ya ocurre en México y en otras partes del mundo. Hace tiempo que los gobiernos de ciudades y municipios empezaron a buscar que su voz fuera escuchada en los organismos internacionales, sobre todo en el sistema de Naciones Unidas. La asociación de Ciudades y Gobiernos Locales Unidos (CGLU) a través de la campaña #Listen2Cities logró que se les tomara en cuenta en las consultas sobre la Agenda 2030 y la Nueva Agenda Urbana para llevar las prioridades, experiencias y expectativas desde lo local.

La Agenda 2030 tiene como principio “Que no se quede nadie fuera” esto permite que se puedan manejar indicadores e información a nivel municipal que dé oportunidad de saber realmente cómo está la localidad en cada uno de los temas y cómo puede avanzar en los objetivos con los que se hayan comprometido, mismos que incluyen lo facultado por el artículo 115 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos.

Es importante saber que los ODS ofrecen una ruta para lograr un desarrollo urbano más equilibrado y equitativo, además de proporcionar una visión de inclusión social, prosperidad económica, resiliencia y sostenibilidad ambiental. Razón por la cual los ODS captan gran parte de la agenda política de prácticamente cualquier municipio. Si se logra hacer una planeación, dentro de los marcos legales existentes, alineada a los ODS, se pueden mejorar los resultados en materia de desarrollo e incluso identificar mejor en qué deben aplicarse los recursos.

Si los presidentes municipales adoptan la Agenda 2030 e invitan a los sectores social, académico y empresarial local en la definición de sus metas, tendrán una herramienta poderosa para hacer atractivo a su municipio y con ello atraer inversiones y detonar acciones colectivas para un sano desarrollo.

El Instituto Nacional para el Federalismo y Desarrollo Municipal (INAFED) en su Programa Interinstitucional para el cumplimiento de la Agenda 2030 en Gobiernos Locales, señala que los beneficios de éste para los gobiernos municipales son:

  • Mejorar el desempeño del gobierno municipal
  • Mejorar la toma de decisiones en el ámbito municipal a través de instrumentos que fortalecen sus capacidades institucionales
  • Acceder a la asistencia técnica del gobierno federal y de organismos internacionales
  • Facilitar el acceso a recursos de ámbito Internacional y nacional.

Hay una serie de herramientas que pueden facilitar a los municipios la planeación orientada al cumplimiento de los ODS. Actualmente se cuenta con una “Guía para incorporar el enfoque de la agenda 2030 en la elaboración de planes estatales y municipales de desarrollo” elaborada en México; existen también herramientas desarrolladas por la CGLU e ICLEI sobre mapeo y monitoreo de los ODS.

También existe el manual introductorio “Cómo Implementar los ODS en las ciudades” desarrollado por varias instituciones, entre ellas la Cooperación Alemana al Desarrollo Sustentable en México (GIZ) y la Red para soluciones para el Desarrollo Sustentable, incitativa de las Naciones Unidas.

En el sitio localizingthesdgs.org el PNUD, ONU-Hábitat y el Grupo de Trabajo Global de Gobiernos Locales y Regionales están recopilando herramientas y orientaciones para apoyar a los gobiernos locales con mecanismos e instrumentos prácticos y adaptables que abordan diversos desafíos de desarrollo, que empoderan a los actores locales y ayudan a declinar objetivos globales en acciones locales.

Hay herramientas para las cuatro fases: sensibilización, diagnóstico, estrategias y planes y, monitoreo y evaluación. Algunos documentos están disponibles en español, inglés y francés.

Hasta aquí, básicamente, lo que debe lograrse en los municipios para la adopción de los ODS es:

  • Llevar a cabo un proceso inclusivo y participativo de la Agenda 2030 municipal
  • Definir una agenda local que sea realista y se adapte a la realidad municipal
  • Hacer una planeación orientada a cumplir con los ODS
  • Definir indicadores que permitan el monitoreo y la evaluación de avances y cumplimiento de los objetivos.

Es de suma importancia que se asegure el financiamiento para el cumplimiento de lo planeado. Sobre ello, el documento de la CEPAL “Financiamiento de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible en América Latina y el Caribe. Desafíos para la movilización de recursos” del 2017 señala que, en el caso de la mayoría de los países de la región, el financiamiento público no es suficiente para el cumplimiento de los ODS, por lo que tendrá que considerarse también recursos privados y esto constituye un gran reto.

También constata que el financiamiento para el desarrollo de la región ha cambiado, ya no hay muchos recursos para el desarrollo a la vez que hay nuevos actores, instrumentos y mecanismos que deben ser considerados como son los fondos para el cambio climático y los bonos verdes.

En el caso específico de México, un estudio reciente elaborado por la GIZ, señala que los municipios de entre 100,000 y un millón de habitantes durante el período 2000-2016 aumentaron sus ingresos en un 6% promedio anual, aunque se registraron algunos años con caída en los mismos. pero en lo general se puede decir que los municipios han tenido cada vez más recursos a su disposición. Y tienen una oportunidad de incrementarlo si aumentas las tributaciones locales como el predial (GIZ, 2018). Por lo tanto, el problema no está en el ingreso sino en lograr que la planeación y el gasto se haga alineada a los objetivos. Adicionalmente se puede aumentar el financiamiento si las aportaciones federales también se destinan al cumplimiento de los ODS.

Por último, pero no menos importante, toda vez que se espera que la Agenda 2030 sea implementada con la participación de todos los sectores, se han desarrollado también herramientas para la sensibilización, educación y aplicación de acciones enfocadas a la sociedad en general, jóvenes, niños y también el sector empresarial.

Esperemos que los nuevos alcaldes reconozcan los beneficios de adherirse a la Agenda 2030 y hacer su planeación orientada al cumplimiento de los ODS para la transformación positiva de nuestro país.

Septiembre, un mes con mucho que recordar

La Cooperación Alemana al Desarrollo Sustentable en México (GIZ) felicita a la Revista Alcaldes de México por su noveno aniversario y reconoce su importante papel en la transformación de los municipios del país.

La GIZ estará presente en The Green Expo con el tema de calidad del aire desde un enfoque industrial https://www.giz.de/en/worldwide/68342.html

En Smart City compartiendo buenas prácticas y conocimiento técnico para una mejor gestión ambiental urbana e industrial en las ciudades https://www.giz.de/en/worldwide/68486.html

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: