El sol también enfría

Publicado Por

Paneles SolaresEl Sol no sólo es capaz de calentar, dar luz y generar energía eléctrica. Aunque no lo parezca, también puede enfriar. Esto se logra mediante un proceso conocido como refrigeración por absorción, que permite aprovechar el calor solar, en vez de electricidad, para producir aire frío con ahorros de hasta 50 por ciento, en comparación con los sistemas convencionales que utilizan energía eléctrica.

A esta tecnología se le conoce como sistema de enfriamiento solar centralizado, y trabaja con múltiples colectores a manera de paneles conectados en serie, que concentran la energía solar sobre un tubo con agua en su interior. Por medio de bombas, el agua caliente es llevada hasta un tanque de almacenamiento y de ahí a un chiller de absorción, es decir, una unidad enfriadora de líquidos, explica Daniel Alejandro Medina Sánchez, responsable del Área Termosolar de Grupo Desmex.

Los sistemas de refrigeración de este tipo aprovechan que ciertas sustancias, al combinarse y evaporarse, son capaces de absorber el calor, y en consecuencia, de generar frío. En este caso, el punto de partida es una solución de bromuro de litio y agua contenida en una cámara del chiller.

EL MECANISMO

La solución se activa mediante el calor que le proporciona una tubería por donde se hace pasar el agua obtenida en los colectores solares, esto hace que la solución se transforme en un vapor refrigerante, pero para enfriar tiene que condensarse en otra cámara donde se precipita en forma de líquido.

El líquido refrigerante es transportado a otra sección por donde fluye agua en una tubería a temperatura ambiente, la tubería es rociada con el líquido refrigerante y el agua se enfría hasta alcanzar cerca de siete grados centígrados. Esta “agua helada”, como se le conoce, es la que genera el enfriamiento al interior de la oficina.

“A tráves de un sistema de tuberías podemos distribuir el agua helada por medio de los plafones de manera discrecional hasta pequeñas unidades que tienen un serpentín, es decir, un fierro en forma de espiral que permite transferir el frío con la ayuda de un ventilador”, explica Daniel Alejandro Medina.

En otro módulo del chiller, los compuestos del vapor refrigerante se separan y se reenvían al punto de partida para repetir el proceso. Los sistemas centralizados de enfriamiento termosolar también cuentan con una caldera de respaldo que permite el funcionamiento de todo el sistema cuando hay ausencia de energía solar, como en los días nublados.

Paneles Solares 2RECOMENDABLE PARA GRANDES ESPACIOS

Medina Sánchez apunta que para que un sistema de este tipo sea rentable, el espacio que se pretende enfriar debe medir entre 400 y 450 metros cuadrados como mínimo, de otra manera el proceso de enfriamiento termosolar sería muy costoso.

Una alternativa para oficinas más pequeñas consiste en la instalación de minisplits (sistemas de climatización que constan de dos partes, un módulo que va al interior de la oficina y un condensador en el exterior). Y aunque los sistemas minisplit funcionan con electricidad, ya existen soluciones que aprovechan la luz solar para generar la energía necesaria a través de células fotovoltaicas.

Al hablar sobre las ventajas de los modelos de enfriamiento termosolares en comparación con los sistemas convencionales, el encargado explica que el costo de cada sistema varía en función de las características del espacio que requiera climatización, y aunque los convencionales son más baratos, los termosolares son más duraderos y, por lo tanto, hasta 50 por ciento más rentables en el largo plazo.

“Un sistema convencional puede tener un tiempo de vida de entre 10 y 15 años, después de ese periodo hay que renovarlo. Cuando a un equipo de enfriamiento lo alimentas con un sistema termosolar, el tiempo de vida que alcanza es de 25 años, ahí es cuando resulta que la inversión que hiciste originalmente te reditúa en proporción a lo que le invertiste”, detalla.

INSOLACIÓN DESAPROVECHADA

En México, los sistemas de enfriamiento termosolar están presentes desde hace cinco años; sin embargo, a pesar del potencial que hay en el país para el aprovechamiento de la energía solar, la tecnología de este tipo se importa de países como España o Alemania.

Daniel Alejandro Medina SánchezEl directivo apunta que los sistemas de enfriamiento solar son una solución que aún no ha sido suficientemente explorada por los gobiernos de los estados y de los municipios. En el estado de Guanajuato, Grupo Desmex ha instalado equipos de enfriamiento con generadores fotovoltaicos en el Centro de Convenciones del estado.

De acuerdo con el Centro de Investigación en Energía (CIE) de la Universidad Nacional Autonoma de México (UNAM), en los estados del norte del país, una superficie de 20 metros cuadrados, similar a la extensión del techo de una casa habitación, recibe en promedio 330 mil kilojoules de energía solar cada día, lo que equivale a la energía que desprenden 38 focos de 100 watts cada uno, encendidos durante 24 horas.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: