Seremos austeros, pero sí pedimos ayuda: P. Rodríguez.

Pedro RodríguezAtizapán de Zaragoza, Edomex.- Ante los problemas de endeudamiento que viven varios municipios del país, las administraciones locales deben hacer una administración responsable, que incluya reducción del gasto público, así como una mejor recaudación de ingresos propios. Sin embargo, no se puede dejar solos a los ayuntamientos. Sería deseable que se formulara algún programa de ayuda para cosas muy concretas, como los pasivos que se tienen en materia de agua potable o electricidad. Éste es el planteamiento que hace Pedro Rodríguez Villegas, presidente municipal de la demarcación, en respuesta a las advertencias del Gobierno Federal, en el sentido de que no habrá rescate financiero para las administraciones locales con problemas financieros.

Expone que aproximadamente 60 por ciento de los ayuntamientos del país se encuentra en dicha situación, como es el caso de Atizapán de Zaragoza que heredó una deuda de 1,100 millones de pesos (mdp), equivalente a 70 por ciento del presupuesto local. “No pedimos un borrón y cuenta nueva de los adeudos que se tienen, sino de alguna manera pensar en las consecuencias de la situación y encontrar soluciones”, asegura el mandatario, también vicepresidente de la Asociación Nacional de Alcaldes (Anac). Hace ver que los municipios deben cumplir con la prestación de servicios públicos, como seguridad y equipamiento urbano, necesidades que sin la disposición de recursos económicos suficientes será imposible satisfacer.

En entrevista con Alcaldes de México, Rodríguez Villegas —activista del Partido Acción Nacional (PAN) y quien en enero pasado llegó al palacio municipal— comenta por lo pronto que su gobierno aplicará medidas de ahorro para paliar los problemas financieros del ayuntamiento, cuya deuda de largo plazo es de aproximadamente 430 mdp, mientras que los compromisos con proveedores suman 600 mdp. Admite que lo anterior coloca al municipio en una “situación complicada”.

Atizapan de ZaragozaPor ejemplo, Atizapán de Zaragoza debe el agua que consume desde hace casi tres años, lo cual origina que parte de sus aportaciones federales se destinen a las retenciones que hace la Comisión de Agua del Estado de México (CAEM). “Eso limita mucho las acciones que puede uno desarrollar como ayuntamiento”, se queja el edil. Consecuentemente, el alcalde propone un adelgazamiento de la plantilla laboral de hasta 20 por ciento en puestos operativos,y de hasta 40 por ciento en áreas directivas y mandos medios, medidas que al cierre de esta edición todavía no se habían concretado.

“En la medida en que yo adelgace las nóminas y hagamos que la administración sea más sana, podremos enfrentar la crisis que tiene el municipio”, sostiene el edil.

NARCOMENUDEO Y COLUSIÓN POLICIAL.

El alcalde panista admite que otro de los asuntos urgentes de la demarcación radica en las tareas de vigilancia, prevención y combate al delito.

Los reportes oficiales indican que, a partir de 2009, los hechos delictivos se dispararon hasta 50 por ciento. El munícipe explica que el ayuntamiento se ha convertido en botín de narcomenudistas y que los cuerpos policiacos también han incurrido en prácticas de corrupción.

Sin embargo, Pedro Rodríguez informa que su gobierno reforzará la estrategia de seguridad para controlar la delincuencia y bajar los índices delictivos.

Un primer paso será, nuevamente, la aplicación de exámenes a todo el cuerpo policiaco, “para hacer una debida selección de elementos y así acabar con lo que es obviamente el apoyo a las tiendas de narcomenudeo y la extorsión a automovilistas”.

POLÍTICO POPULAR.

Caracterización socialAtizapán de Zaragoza es el municipio mexiquense más importante que fue conquistado por el PAN en las pasadas elecciones.

Pedro Rodríguez es un empresario local, dueño de una escuela privada. Afirma que su selección para el cargo fue producto de su trabajo con la comunidad. “Fue una cercanía con la gente lo que me dio el triunfo, porque la gente está cansada de los partidos y de los políticos.”

Desde hace ocho años, Rodríguez Villegas ha hecho trabajo comunitario, mismo que ha consistido en pláticas en las escuelas, jornadas médicas, venta de despensas a bajo costo, entre otras actividades. “Lo he podido hacer con recursos propios”, comenta orgulloso el alcalde.

En su opinión, no hay partido político malo. “Lo que falla a veces somos los que hacemos la política —explica el mandatario— y se pierde la visión del bien común y la solidaridad.”

Rodríguez Villegas llegó en un momento en el que el Estado de México es encabezado por el gobernador priista Eruviel Ávila Villegas, al tiempo que el presidente de la república, Enrique Peña Nieto, es de la misma filiación política. Sin embargo, el munícipe considera que, más allá de las diferencias de partido, “se debe demostrar la civilidad, ya que nuestro país ha avanzado en la democracia”.

EL EMPRESARIO, UN HÉROE.

Atizapán de Zaragoza —uno de los 125 municipios que conforman al Estado de México y que cuenta con una población de 489 mil 937 habitantes— se considera una “ciudad dormitorio”, porque la mayoría de sus habitantes labora en el Distrito Federal (DF) y otras demarcaciones.

La actividad económica del ayuntamiento se limita a algunas pocas empresas manufactureras, por lo que una gran parte de su mano de obra está enfocada a servicios.

Ante este panorama, el alcalde promete impulsar la inversión en el municipio, porque “el inversionista es un héroe que arriesga sus recursos y su patrimonio por el bien de la sociedad. Requiere un apoyo importante de las autoridades, para que le sea rentable hacer negocios”.

Con este propósito, el gobierno de Atizapán de Zaragoza se propone abrir una oficina de apertura rápida de empresas. Dicho en sus palabras, la idea es “que baste y sobre con llegar y hacer la solicitud de un negocio y se pueda abrir de inmediato, y luego que los emprendedores tengan tres meses para completar toda la documentación”.

CONTRASTES SOCIALES.

Breviario HistóricoEn el ayuntamiento existen otras prioridades urgentes, como hacer trabajos de bacheo en las calles y dar mantenimiento a las escuelas. Sobre todo, porque “una forma de contrarrestar el avance de consumo de drogas está en generar espacios deportivos”, dice el alcalde.

Atizapán es un municipio de grandes contrastes sociales, donde existen cinco clubes de golf y zonas residenciales, como La Esmeralda. Sin embargo, al norte se encuentran áreas de pobreza extrema. “Hay zonas que son un paraíso, pero hay otras que se mortifica uno cuando ve tantas carencias, ya que no tienen agua y las calles están destrozadas.”

Frente a este panorama social, Rodríguez Villegas sostiene que su proyecto de gobierno es ante todo ciudadano. Durante el periodo de campaña electoral, recuerda el funcionario, “la gente no me veía empatado a ningún partido político”.

Lo anterior, porque en ese periodo, el entonces candidato les hizo saber a los electores que “si no ganaba la presidencia municipal, de todos modos seguiría apoyando, porque hay mucha gente que cree en mí”, finaliza.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: