Frente al cambio climático, sí hay estrategia.

Juan Jose GuerraCon el propósito de cumplir los compromisos internacionales asumidos por México en materia de cuidado ambiental, el gobierno de la república trabaja en la elaboración de la Estrategia Nacional de Cambio Climático, que se presentará en breve, la cual contendrá os ejes estratégicos y líneas de acción que orientarán al país hacia un desarrollo incluyente y bajo en emisiones.

Asimismo, dicho instrumento será complementado con el Programa Especial de Cambio Climático 2013-2018, que precisará las metas específicas de mitigación, así lo refiere Juan José Guerra Abud, titular de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat).

En entrevista con Alcaldes de México, el funcionario asegura que ambos documentos reforzarán las medidas de cooperación que ya existen actualmente entre el Gobierno Federal y las administraciones estatales y municipales, con el propósito de atender el fenómeno del calentamiento global desde su ámbito de competencia.

Menciona que, por mandato de ley, las entidades federativas y los municipios tienen la responsabilidad de elaborar programas sobre este particular, así como de evaluar su vulnerabilidad.

Calidad del aireEn este sentido, una de las tareas que se han puesto en marcha son las asesorías que otorgan la Semarnat y el Instituto Nacional de Ecología y Cambio Climático(INECC) a los estados y los municipios, para la elaboración de sus planes de trabajo en esta materia y de sus atlas de riesgo, un servicio que sigue en funcionamiento, pero que tendrá más soporte una vez publicada la Estrategia Nacional antes mencionada.

VIENEN NUEVOS PROGRAMAS

Sin embargo, la presente administración también creará nuevos esquemas de apoyo técnico y financiero destinados a los gobiernos locales, como el Fondo para el Cambio Climático, sin olvidar los espacios de diálogo que se han abierto a través del Sistema Nacional de Cambio Climático —instalado en enero pasado— y cuyas reglas de coordinación se presentarán en los próximos meses.

Residuos sólidosPor lo pronto, el funcionario federal recuerda que cada año la Semarnat canaliza recursos presupuestales a los estados —mediante el Anexo 30— para el fortalecimiento de su infraestructura ambiental, particularmente en lo que se refiere a residuos sólidos, servicios ambientales, conservación de la biodiversidad y preservación forestal, entre otros. De esta forma, las entidades federativas y los municipios tienen opciones para impulsar el desarrollo sustentable.

Guerra Abud hace ver que “para alcanzar un crecimiento económico exitoso y respetuoso del medioambiente, los tres órdenes de gobierno deben trabajar juntos”. Sin embargo, aclara que no sólo la autoridad es la única involucrada, ya que también es necesario promover “la coordinación transversal de acciones en todos los sectores e inducir la participación activa de la sociedad”.

El funcionario, quien se ha reunido con los gobernadores, dice estar gratamente impresionado por la atención que prestan los mandatarios locales a la preservación de los recursos naturales. “Veo un gran interés de las autoridades estatales y municipales en el desarrollo sustentable de sus entidades y eso me complace, porque habla de un fortalecimiento de la conciencia ambiental en nuestro país.

LIDERAZGO MUNDIAL

 

Al hablar sobre los avances alcanzados por México frente a los desafíos del cambio climático, el funcionario hace ver que la nuestra es la nación que más ha cumplido en el planeta con el Protocolo de Montreal, al reducir 2,500 toneladas de sustancias que afectan la capa de ozono. No obstante, la República Mexicana sólo contribuye con 1.4 por ciento de las emisiones globales de gases de efecto invernadero (GEI).

Asimismo, Guerra Abud informa que se trabaja en la eliminación de los hidroclorofluorocarbonos (HCFC) por tener un alto potencial de calentamiento global, y cuyo consumo se reducirá en por lo menos 30 por ciento durante este sexenio.

De esta forma, nuestro país —el primero de las naciones emergentes que emitió una ley para atender los efectos del calentamiento global— se prepara para responder a este desafío, ya que por su posición geográfica es altamente vulnerable a la aparición de fenómenos como huracanes, heladas y sequías.

REGULARÁN EMISIONES DE AUTOS

Juan José Guerra, quien ha sido diputado federal por el Partido Verde Ecologista de México (PVEM) y secretario de Desarrollo Económico del Estado de México, admite que si bien se han dado pasos hacia adelante, también existe una gran ventana de oportunidad para reducir las emisiones de GEI, de modo que se emprenderán medidas específicas contra las fuentes generadoras más importantes como el sector del transporte.

Anuncia que, a lo largo de esta administración, se promoverán políticas en los ámbitos federal y regional encaminadas a renovar la flota vehicular y sustituir el uso de unidades que ocupan grandes cantidades de energía por programas y esquemas de movilidad sustentable. También se impulsarán normas para vehículos y combustibles.

Consciente de que la producción de automóviles constituye una rama de actividad sensible para la economía, el funcionario asegura que se promoverán mecanismos para armonizar el crecimiento de la industria automotriz con el cuidado ambiental, de modo que se prevé reducir el uso de combustibles fósiles entre unidades tanto livianas como pesadas.

Anticipa que se publicará la nueva norma de eficiencia energética vehicular, la NOM-163-SEMARNAT-ENER-SCFI-2012, relativa a la regulación de las emisiones de bióxido de carbono y rendimiento de combustible, misma que será un paso decisivo en la política ambiental y, de esta forma, México será el primer país latinoamericano en contar con una regulación de este tipo, señala Guerra Abud.

Lo anterior tendrá una ganancia doble, ya que contribuirá a fabricar autos menos contaminantes y al mismo tiempo significará la exportación de bienes atractivos para el mercado internacional.

EFICIENCIA ENERGÉTICA

Emisión de gases

En lo que respecta a la producción de energía y sus impactos en la generación de GEI, Juan José Guerra asegura que la presente administración empujará dos criterios fundamentales: por un lado, reducir el consumo de combustibles fósiles y, por otro, dar un impulso decidido al uso de fuentes renovables como las opciones eólica, geotérmica y solar.

En línea con este propósito, ya se dio a conocer la actualización de la Guía de Programas de Fomento de Energías Renovables, con 24 programas, de los cuales 15 son del Gobierno Federal, seis internacionales, dos privados y uno mixto, destinados al desarrollo de proyectos fotovoltaicos, eólicos, de biogás y mini-hidráulicos.

Juan José Guerra refiere que en materia de electricidad, las acciones estarán encaminadas a reducir las pérdidas de energía en la transmisión y distribución, mediante la incorporación de nuevas líneas y subestaciones, y también mediante la modernización de los sistemas de distribución, sin olvidar la difusión de medidas de ahorro en los hogares.

El secretario señala que también es necesario desarrollar proyectos de eficiencia energética en el sector hidráulico y promover el uso responsable de agua, para minimizar el consumo de electricidad por bombeo.

Asimismo, la Semarnat pugnará por reducir las emisiones de GEI de las operaciones petroleras y también por la ejecución de proyectos de cogeneración de electricidad, mediante el desarrollo de capacidades e incentivos financieros.

SE CREARÁN 12 PROAIRE

Muelle

En aras de controlar la contaminación atmosférica, Guerra Abud informa que en este sexenio se prevé reforzar y ampliar la cobertura de los sistemas de monitoreo de las ciudades, además de que se promoverá la aplicación de los Programas de Gestión para Mejorar la Calidad del Aire (Proaire), los cuales establecen directrices sobre reducción de emisiones dañinas. En estas iniciativas participan los tres órdenes de gobierno, además de universidades, empresarios, organismos paraestatales y representantes civiles.

Actualmente se encuentran vigentes ocho Proaire en el país, que benefician a 36.5 millones de personas. Sin embargo, la meta durante la gestión del presidente Enrique Peña Nieto es poner en marcha 12 más, cinco de los cuales serán actualizados y siete serán nuevos.

Por lo pronto, ya se puso en marcha el Proaire para la región de Salamanca-Celaya- Irapuato, en Guanajuato, con una inversión de más de 5,267 millones de pesos (mdp), que se aplicarán a través de 39 acciones a lo largo de nueve años, entre las que destacan la reducción de emisiones en la central termoeléctrica de Salamanca. Asimismo, Petróleos Mexicanos (Pemex) pondrá en operación una nueva planta de recuperación de azufre, además de una unidad de recuperación de gases residuales.

Guerra Abud sostiene que también se reforzará la aplicación de justicia ambiental, al aumentar el personal, el equipamiento y el presupuesto de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa), lo que se complementará con apoyo institucional a las autoridades estatales y municipales. “Se abogará para que se respete el derecho constitucional a un medioambiente sano”.

COOPERACIÓN INTERNACIONAL

El funcionario federal reconoce la importancia de que México induzca la cooperación internacional en materia de protección al medioambiente. De ahí que la presente administración federal trabaja actualmente en concretar alianzas para desarrollar proyectos binacionales en materia forestal y de biodiversidad, entre otros, que le permitan al país adquirir recursos, capacitación y tecnologías de vanguardia.

En este sentido, el titular de la Semarnat ejemplifica que en el recién celebrado IV Diálogo de Alto Nivel entre México y la Unión Europea, se manifestó la voluntad de las partes por mantener la cooperación en materia de economía verde, protección de bosques y manejo adecuado de residuos sólidos.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: