Torreón se prepara para el futuro

Miguel Ángel Riquelme Solís, Presidente Municipal de Torreón, Coahuila, entiende que el principal reto que enfrenta en su administración es consolidar, junto con el gobernador Rubén Moreira, la mejoría de la economía y las condiciones de vida de los habitantes de esta localidad.

Rescate de espacios públicos, instalación de tecnología de tercera generación en el alumbrado público, disminución de los índices delictivos y desarrollo de infraestructura, son algunas de las promesas de campaña que ahora se convierten en políticas públicas.

Con el objetivo de involucrar a la población en las decisiones de gobierno, sobre todo en materia de desarrollo urbano y políticas públicas sustentables, fue instalado el Instituto Municipal de Planeación, cuya principal característica es la ciudadanización de su Consejo.

 

“Yo espero que en cuatro años hablemos de un Torreón ordenado en el crecimiento, con planeación a 20 y 40 años, donde se tenga un catálogo de obras y una estructura definida para potencializar el desarrollo económico de la región”, explicó Riquelme Solís.

Para mantener la cercanía con la población, el alcalde de Torreón informó que su equipo desarrolló una aplicación para teléfonos inteligentes y “iPads” para que la ciudadanía reporte fugas de agua, baches, malos tratos de los servido- res públicos, cambio de luminarias, entre otros problemas.

El alcalde Riquelme Solís dijo que para integrar su plan de trabajo visitó los municipios de Querétaro, León, Tijuana y Ciudad Juárez, ciudades que tienen en común los esquemas de planeación como base de su desarrollo, experiencias que adaptó en Torreón.

Otro aspecto a destacar, es la adopción de políticas que han permitido recuperar la vida nocturna de la ciudad, lo que ha servido para reactivar la economía y la generación de empleos.

“Ahora tenemos un Torreón lleno por las noches, la gente está saliendo a la calle, a los restaurantes, a los bares y ha implicado el regreso de la vida nocturna al municipio”, asegura el alcalde.

En materia de integración ciudadana se tiene previsto la recuperación de dos parques, en el poniente y el oriente de la ciudad. “Serán proyectos que trascenderán la administración y serán íconos del municipio. Uno se localiza en la zona de las colonias Duranguera, Polvorera, Morelos, Cerro de la Cruz, donde el gobierno municipal tiene una propiedad de siete hectáreas y ahí se va a construir un complejo recreativo, educativo, cultural y contará con un taller de oficios”, explicó Riquelme Solís.

El otro predio que se rescatará se trata de un terreno de cinco kilómetros que será convertido en un parque lineal en el oriente de la localidad y contará con alberca semI olímpica, espacios para entrenamiento de alto rendimiento y ciclo vía, entre otros servicios.

El alcalde explicó también que se tiene prevista una inversión con una asociación público privada para cambiar 57 mil luminarias en todo el territorio, y colocar lámparas tipo led de tercera generación, que además de disminuir el costo del alumbrado público, servirá para evitar que en esas zonas se pudieran cometer algunos ilícitos.

Durante su administración que trabaja en el presente para planificar el futuro, no descartó el apoyo de la iniciativa privada, sobre todo en temas que tienen que ver con imagen urbana, seguridad pública y asistencia social.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: