¡El tiempo se acaba!

Publicado Por

Antes de que termine 2015, los ayuntamientos deben acatar las disposiciones de la LGCG, pero los especialistas estiman que no todos cumplirán

RelojEl 30 de junio de 2015 vence el plazo para que los municipios y sus entes públicos lleven a cabo la integración automática de sus ejercicios presupuestarios con la operación contable, y la generación de estados financieros en tiempo real, mientras que el próximo 31 de diciembre de este año es la fecha límite para que realicen los registros contables con base en las Reglas de Registro y Valoración del Patrimonio, así como para emitir sus cuentas públicas.

Sin embargo, los especialistas aseguran que los gobiernos municipales no podrán cumplir con lo establecido por la Ley General de Contabilidad Gubernamental (LGCG); algunos ni siquiera han iniciado con el proceso, además de que está en “veremos” si se aplicarán los castigos para gobiernos incumplidos.

AVANCE LENTO

Jorge Alberto Téllez Guillén, presidente del Colegio de Contadores Públicos de México, explica en entrevista con Alcaldes de México que hasta febrero de 2015, la Auditoría Superior de la Federación (ASF), en su Informe de Avance en Armonización Contable, muestra los avances en el proceso de armonización en 125 municipios, los cuales forman parte del programa anual de auditorías de dicho organismo. En ese documento, refiere el especialista, se da a conocer el cumplimiento de 20 disposiciones normativas emitidas, para lo cual se identificaron cuatro niveles de cumplimiento: con un avance de 15 a 20 normas se encuentran únicamente 27 ayuntamientos, entre los que destacan Oxchuc, Sabanilla y Tila, en Chiapas, y Pénjamo en Guanajuato, los cuales cumplieron al 100 por ciento; mientras que Villa de Corzo, Chiapas y Zitácuaro, Michoacán, alcanzaron 95 por ciento.

Asimismo, se identificaron 28 municipios con un cumplimiento medio, de ocho a 14 normas. En tanto, 26 ayuntamientos presentaron un avance básico, es decir, de una a siete normas, y 43 reportaron un avance nulo. “Las autoridades de San José Tenango, Oaxaca, no proporcionaron información”, apunta Téllez Guillén.

Gsutavo Lopez Montiel

Gustavo López Montiel

Gustavo López Montiel, especialista en Ciencia Política del Instituto Tecnológico y de Estudios Superiores de Monterrey (ITESM), subraya que homologar la contabilidad entre los gobiernos, de acuerdo con la metodología propuesta en ley no resulta sencillo, pues se requiere voluntad, tecnología de punta y capacitación especializada para servidores públicos, ya que “no todos los estados y municipios lo han logrado porque necesitan modificarse leyes internas”, y agrega que, para que todos “se suban al carro” de la armonización contable, pasarán entre uno y tres años.

“Todavía hay quienes se escudan en lo cortos que son los periodos de gobierno (tres años) y que apenas están entendiendo cómo funciona cuando ya se van, incluso hay servidores públicos mal preparados o municipios con poco personal o con elementos tecnológicos pobres, como computadoras que no cuentan con los requerimientos para ejecutar los programas”, refiere el académico.

De acuerdo con información de la ASF, 69.1 por ciento de los ayuntamientos son fundamentalmente rurales, con menos de 25 mil habitantes; 81 por ciento tiene menos de 5 mil habitantes y se concentran en los estados de Oaxaca, Puebla, Yucatán y Sonora. Asimismo, 4.6 por ciento de los municipios del país tiene un grado de rezago social muy alto; en 20.3 por ciento el nivel es alto; en 20.1 por ciento el nivel de rezago es medio; en 23.6 por ciento es bajo y en 31.4 por ciento es muy bajo.

CUENTO DE NUNCA ACABAR

Gustavo López advierte que, para cuando se cumpla el plazo previsto por la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), se apreciarán avances en un máximo de 10 entidades, “para el resto, el tiempo ha sido insuficiente y muchas de ellas no tienen claro para qué resultará útil armonizar la contabilidad en el mediano y largo plazos. Tendrá que darse una prórroga y recursos para que todos los gobiernos estatales y municipales puedan contar con una instrumentación de la ley y tecnología para operar en iguales condiciones para construir los indicadores. Bajo las condiciones actuales será prácticamente imposible castigar a los incumplidos”, advierte.

Joel Álvarez Bautista, catedrático de Negocios en la Universidad Anáhuac, también considera que no todos los municipios cubrirían el trámite acordado con la SHCP en materia de armonía contable, pero no está de acuerdo en que se establezca una nueva prórroga.

“Unos 2 mil ayuntamientos de los cerca de 2,500 que existen entregarían documentación y por tanto no serían sujetos a las multas establecidas, entre 600 y mil salarios mínimos por omisión (según su tamaño y su presupuesto federal), pero para el resto debieran aplicarse las penas, pues sus alcaldes sabían del compromiso desde el 16 de mayo de 2013.”

Joel Alvarez Bautista

Joel Álvarez Bautista

Álvarez Bautista menciona que las autoridades hacendarias revisarían las entregas entre julio y agosto próximos y multarían de manera distinta a quienes incurrieran en entregas completas extemporáneas, “sin embargo, hay municipios que ni siquiera se han preocupado por tratar de estar al día, algunos con el argumento de estar en medio de un cambio de gobierno. Lo cierto es que incluso en esos casos debe haber castigos donde más duele, en sus presupuestos, porque asumen las nuevas administraciones con los compromisos de los gobiernos salientes, no hay borrón y cuenta nueva, ocurre lo mismo que si estuvieran adquiriendo una empresa, que se toma con activos y pasivos”.

De acuerdo con el académico, ampliar el plazo para quienes no están listos sería contraproducente y un cuento de nunca acabar; la excepción podría aplicar, si acaso y con el compromiso firme de cumplir en una fecha determinada, para comunidades pequeñas, con equipo tecnológico obsoleto, personal administrativo escaso, con poca preparación financiera y con mucha población indígena o para municipios de reciente creación.

La ASF, por su parte, recomienda atender el problema estructural y evaluar la conveniencia de implementar un programa nacional de desarrollo institucional Municipal o un instrumento que fortalezca y coordine las acciones de los tres órdenes de gobierno en esa materia.

El avance en armonización contable permitirá una mejor planeación presupuestal y facilitará el desarrollo homogéneo del país, además de que “la aspiración es tener un sistema único que permita el seguimiento del gasto estatal y municipal, el rastreo transparente y eficiente del recurso público; se podría detectar si se dedican más recursos entre quienes más tienen, que entre los grupos vulnerables de su comunidad”, apunta López Montiel.

Sin embargo, según expresa Joel Álvarez, “en el más optimista de los escenarios habrá un incumplimiento de entre 20 y 30 por ciento de los municipios, más los que enviarán cualquier cosa o información incompleta para eludir la multa y en un segundo plazo mandar lo exigido”, concluye.

One Comment

  1. Claudia ivette soto pineda says:

    El reporte de la ASF se refiere a la cuenta pública 2013 y municipios que en ese año no llevaban sistema contable armonizado

Deja un comentario

No Announcement posts